Aspectos fisiológicos del entrenamiento aeróbico en niños

Aspectos fisiológicos del entrenamiento aeróbico en niños

Nadie discute la necesidad o la posibilidad de realizar entrenamiento aeróbico en niños en edad de crecimiento rápido como se hacía en el pasado con el entrenamiento de sobrecarga. Sin embargo las intensidades y las adaptaciones fisiológicas que se generan en niños son menos conocidas. Es claro que cuando se considera la variable VO2 max (máximo consumo de oxigeno), el aumento en los niños es moderado. Por ejemplo Bar - or  en  1993  luego de una exhaustiva revisión bibliográfica de trabajos  realizados con niños, propone que los prepúberes son muy poco  entrenables. Por su parte Katch en 1983  propuso  que  al  estar  adormecidas  las  hormonas durante  este  edad  los  cambios  que  se  observan  son  muy pobres. Y Hamilton en 1976  dijo que  la  innata  actividad  diaria  de  los  mismos es  un  programa  de  entrenamiento  y  que  es  imposible aumentar  la  carga  de  trabajo  y  que  es  imposible  aumentar las  adaptaciones  cardiorrespiratorias. Todos sabemos que esto no es cierto hoy en día y que los prepúberes son muy entrenables como en cualquier otra variable.

En contraste con esta opiniones Rowland  en  1985  ya  había  comprobado la  entrenabilidad  de  niños  prepúberes.  Este  había conseguido  un  aumento  significativo  del  vo2  max  en estas  edades. Algunas otras revisiones de la literatura muestran los resultados sobre adaptaciones en niños que entrenaban aeróbico.

• Revisión  de  Rowland  encontró  un  aumento  del  7  al  26 % VO2  máximo.

• Revisión  Pate & Ward  encontraron  un  aumento  del  1.3  al  20 % VO2  máximo.

• Revisión de Savage encontró  un  aumento  del  3  al  8 % VO2 máximo.

Los criterios comunes eran para que los trabajos participen de este tipo de revisión es que hayan realizado un entrenamiento moderadamente serio (más  de  8  semanas  entrenamiento con intensidades altas).

Otro aspecto fisiológico importante dentro de estos estudios es saber cuando un niño se encuentra a su VO2 máximo. Uno de los criterios  para  saber  si  el  niño  ha  alcanzado el  vo2 máximo es considerar el considerar el vo2  pico. Esto quiere decir que se alcanza un máximo valor y el niño alcanza su fatiga y debe parar. A  diferencia  del adulto  en  el  que  se espera  un  plateau (estado  estable),  esto  no siempre  se  ve  en  los  niños. Otro  criterio  propuesto  por  Rowland  es  que  las evaluaciones  deberían  alcanzar  por  lo  menos  una  frecuencia  cardiaca  mayor  a  190,  aunque  otros  autores proponen  más  de  195  lat/min. 

Sin embargo cuando comparamos estos progresos con adultos los mismos son pequeños. En general en adultos el aumento del VO2 máximo es entre 5 – 50% según el Colegio Americano de Medicina del Deporte. Las razones más comunes para aumentar el Vo2 máximo en adultos son las siguientes:

•  Aumento del número y tamaño de mitocondrias.

•  Aumento del número de capilares.

•  Aumento del volumen de eyección sistólica (vol. minuto).

•  Aumento de los glóbulos rojos.

•  Aumento del volumen de plasma.

•  Aumento de la mioglobina.

•  Aumento de la hemoglobina.

•  Aumento de la masa muscular cardíaca.

El aumento del número de mitocondrias parece ser el más importante y para que esto sea posible se requiere de una cooperación de genes nucleares y mitocondriales. La mitocondria es única ya que alberga múltiples copias del ADN (mtDNA - 16,659 nucleótidos). Si bien el mtDNA es pequeño comparado con los 3 billones de nucleótidos que se encuentran en el gen nuclear, aporta moléculas como  13 mRNA, 22 tRNA, and 2 rRNA que son esenciales para la función mitocondrial.

Al igual que la síntesis de proteínas contráctiles en el musculo esquelético, la señal para la síntesis de mitocondrias es la contracción muscular. Cuando la contracción comienza se producen los siguientes eventos.

1) Cambios en el voltaje de las proteínas de las membranas.

2) Activación de las integrinas de las membranas donde se  encuentran los mecanotransductores.

3) Flujo de iones.

4) Formación de los puentes transversales y generación de fuerza.

5) Degradación de ATP y aumento del metabolismo.

Entonces como es posible que un programa de entrenamiento con el mismo volumen, intensidad y duración genere un mejoramiento de 25% en adultos y solo 3% en niños prepúberes. Rowland propone que esta menor capacidad de aumento se debe a que:

En general al tamaño corporal es inversamente proporcional al rendimiento aeróbico. Y los niños tienen tamaños pequeños y un gran nivel de rendimiento aeróbico como debe ser. Por otro lado se ha comprobado en animales que mientras más pequeño es el animal, menores son las ganancias de VO2 y de mitocondrias. Y por último es bien conocido que mientras más alto sea el nivel inicial de rendimiento de un sujeto adulto, menores serán las ganancias de VO2. Esto es algo que presentan los niños.

Rowland propone el concepto de “the crowded cell hypothesis” para explicar el por qué los niños no pueden desarrollar muchas mitocondrias como respuesta al entrenamiento aeróbico. La traducción sería la hipótesis de la célula atestada sin espacio para el desarrollo de nuevas estructuras. Esto sumado a que la densidad mitocondrial es mayor en niños y por lo tanto más eficiente explica el por qué de la falta de adaptación aeróbica en niños. Hoppeler demostró un aumento de la densidad mitocondrial del 40% en adultos como consecuencia de 6 semanas de entrenamiento aeróbico en bicicleta. Sin embargo no existe evidencia directa de estos cambios en niños ya que la biopsia es una evaluación demasiado cruenta para ellos y no ha habido trabajos con estas técnicas.

Como herramienta para el entrenador o preparador físico podemos decir que la Asociación Pediátrica Americana recomienda el siguiente entrenamiento aeróbico diario solo para mantener los niveles de salud en niños.

• Más de 60 minutos actividad física baja intensidad

• Más de 30 minutos ejercicio cardiovascular  +50% RFC.

Estos conceptos se pueden encontrar en: Epstein LH, Paluch RA, Kalakanis LE, Goldfiel G, Cerny F, Rormmich J. Pediatrics 2001;108;44. Measured Activity How Much Activity Do Youth Get? A Quantitative Review of Heart-Rate.

  Por su parte el Comité Olímpico Internacional recomienda como mínimo ejercicio aeróbico continuo o intervalado de 3–4 veces por semana de 40–60 minutos con intensidad of 85– 90% frecuencia cardiaca máxima medida (Br J Sports Med March 2008 Vol 42 No 3).

Conclusión

Se debe entrenar muy intenso para genera cambios aeróbicos en niños en edad de crecimiento. Esto se basa en la poca adaptabilidad que tienen en estas edades.

COMPARTIR