Monografico: Aproximaciónes al Deporte de la Rusia de Putin

Monographic: Approaches to Sport in Putin's Russia

Redacción RED

Revista de Entrenamiento Deportivo

Artículo publicado en el journal Revista de Entrenamiento Deportivo, Volumen 1, Número 1 del año 2022.

Publicado 23 de marzo de 2022

Resumen

In the last two decades, Russia has been governed by Putin, who included high-competition sport as paramount in his government strategy. He carried out different actions both in events and in support of his athletes to increase their social, reputational and sporting success. The use of sport as a political instrument has not been a novelty, with great influence from state instruments. A small and symbolic selection of articles is presented with some of the most striking issues in recent years.

Palabras clave: Deporte, Estado, Rusia, Putin

Abstract

In the last two decades, Russia has been governed by Putin, who included high-competition sport as paramount in his government strategy. He carried out different actions, both in events and in support of his athletes, to increase his social, reputational and sporting success. The use of sport as a political instrument has not been a novelty, with great influence from state instruments. A selection of excellent articles is presented with some of the most striking issues in recent years.

Keywords: Sport, State, Russia, Putin

EL DEPORTE, UN RECURSO ESTRATÉGICO QUE HA RESULTADO CARO E INÚTIL PARA RUSIA

Luis Carlos Sánchez
Profesor de Economía, Universidad de Oviedo

Los anglosajones acuñaron el termino sportswashing para referirse a todas aquellas iniciativas de apoyo a eventos u organizaciones deportivas para lograr mejorar la imagen pública. Dictaduras y regímenes totalitarios han usado esta práctica de manera repetida y Vladimir Putin lo ha hecho de manera recurrente.

Uno de los primeros eventos deportivos utilizados para proyectar una imagen positiva de una dictadura fueron los juegos olímpicos de Berlín de 1936, en pleno apogeo del nazismo. La iconografía reflejada en el clásico filme Olympia, de Leni Riefenstahl, mostró la fuerza del uso del deporte en la comunicación.

Otros regímenes autoritarios han utilizado el deporte como escaparate: la dictadura argentina en el Mundial de Fútbol de 1978, la Unión Soviética en los Juegos Olímpicos de 1980 o el régimen chino en los Juegos de Pekín de 2008.

El deporte como reflejo de una potencia mundial

A pesar de ser un país de enormes dimensiones, el poder económico de Rusia es limitado: su PIB es inferior al de Italia y su PIB per cápita es la mitad que el de Portugal.


PIB de Rusia e Italia respectivamente entre los años 2010 y 2020 (en billones de dólares corrientes) Fuente: Banco Mundial


PIB per cápita de Rusia y Portugal respectivamente entre los años 2010 y 2020 (en billones de dólares corrientes) Fuente: Banco Mundial

¿Cómo proyectar entonces la imagen de potencia mundial que Putin quería para Rusia? El deporte sería el escaparate perfecto.

En 2019 la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) determinó que se había alterado la base de datos de un laboratorio de Moscú y sancionó a Rusia, prohibiendo a sus deportistas participar con la bandera y el himno de su país en competiciones deportivas internacionales, incluidos los Juegos Olímpicos de Invierno de Pekín. Ese fue el último descubrimiento de un programa de dopaje generalizado que había comenzado varios años antes.

Por otra parte, y a pesar de los efectos en su economía de la crisis de 2008, Rusia destinó la década pasada enormes cantidades de dinero a la organización de dos grandes eventos deportivos: el Mundial de Fútbol de 2018, que tuvo un coste de 15 000 millones de dólares, y los Juegos Olímpicos de invierno de 2014 que costaron unos 50 000 millones.


Coste de los Juegos Olímpicos de invierno celebrados entre 2002 y 2018. Fuente: Euros y Balones

La influencia rusa en el deporte también ha venido de la mano de la gasista estatal Gazprom, patrocinadora del equipo alemán Shalke 04 y de la Champions League.
También los oligarcas rusos vieron en la compra de equipos de fútbol la mejor manera de introducirse en Europa. Quizás el más conocido sea Roman Abramovich, dueño del Chelsea desde 2003 y ahora en venta.

¿Han servido de algo estas inversiones?

Parece que no pues, según las encuestas que Pew Research realiza en diferentes países, la imagen internacional de Rusia empeoró notablemente en las últimas décadas.

Este deterioro se ha agravado tras el comienzo de los ataques sobre Ucrania. Rusia ha recibido fuertes sanciones económicas de la práctica totalidad de países del mundo. En una votación en la Asamblea de las Naciones Unidas apenas cinco naciones votaron en contra de la condena a Rusia.

Una reciente encuesta indica que aumenta la percepción entre los españoles de que Rusia es una amenaza. También se han posicionado en contra de ella países tradicionalmente neutrales como Suiza, Suecia y Finlandia (además, estos dos últimos países fueron amenazados por el gobierno ruso al inicio de la invasión de territorio ucraniano).

Un problema para el deporte

Las inversiones rusas se han convertido en un problema para las instituciones deportivas involucradas. Se han suspendido numerosos eventos que se iban a celebrar en Rusia: la Olimpiada de Ajedrez, el Mundial masculino de Voleibol, el Gran Premio de Fórmula 1… La UEFA ha tenido que cambiar de San Petersburgo a París la sede de la final de la Champions y ha renunciado al patrocinio de Gazprom. El Shalke 04 también ha roto con la gasista rusa.

Por su parte, Abramovich ha decidido vender el Chelsea y ha dicho que lo que obtenga de esa venta lo donará a las víctimas de la guerra iniciada por Putin.
Si el deporte tiene como principal activo su imagen ligada a valores positivos, ha quedado al descubierto el peligro que supone vincularse o servir de plataforma a regímenes totalitarios. Las entidades deportivas afectadas se han visto envueltas en una espiral que podríamos definir de sportsdirtying, empeorando su imagen pública por su relación con Putin.

Organizaciones como el COI o la FIFA y los equipos deportivos que han recibido dinero de regímenes totalitarios han comprobado el riesgo reputacional al que se enfrentan. La Premier League ya ha reaccionado y se plantea introducir requisitos de respeto a los derechos humanos en su test de idoneidad para nuevos propietarios de equipos ingleses. Similares medidas deberían introducir el resto de organizaciones deportivas.
La experiencia rusa debería ser un aviso para los regímenes de la península arábiga, como Arabia Saudí, Catar o Emiratos Unidos, que creen que limpian su imagen cuando invierten en deporte. Lejos quedan los tiempos de la Guerra Fría, cuando el deporte servía de escaparate para dos maneras de ver el mundo. La opinión pública no cambiará la percepción de los países por su organización y patrocinio de grandes eventos deportivos.

CRONOLOGÍA DEL CASO DEL "DOPAJE DE ESTADO" DE RUSIA

Redacción Iusport (https://iusport.com/)

El Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) ha reducido a la mitad las propuestas de sanciones a Rusia formuladas por la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) y ha prohibido a sus deportistas participar bajo su himno y su bandera en cualquier competición olímpica o campeonato del mundo durante dos años, hasta diciembre de 2022.

Este periodo incluye los Juegos Olímpicos de Tokio, en julio de 2021, y los de invierno de Pekín, en febrero de 2022. Los atletas rusos podrán participar en ellos como "independientes" y sin ninguno de los símbolos de su país.

La AMA propuso el 9 de diciembre de 2019 un veto de cuatro años a Rusia de todo evento olímpico o mundial por manipular la base de datos deportivos del Laboratorio de Moscú. El TAS ha ratificado que Rusia "no ha cumplido con el Código Mundial Antidopaje", por lo que hasta el 16 de diciembre de 2022 ningún atleta ruso podrá participar en grandes competiciones deportivas internacionales bajo la bandera de su país. En ese plazo Rusia tampoco podrá organizar en su territorio campeonatos del mundo.

Descripción: Joven parado en una cocina  Descripción generada automáticamente con confianza media
La sanción es consecuencia de la manipulación de los datos del Laboratorio de Moscú, que la AMA detectó, cinco años después de que saltara el escándalo por dopaje en el deporte ruso.

Fechas claves del proceso que empezó a finales de 2014:

2014

  • 2 diciembre: Se emite el documental "Secreto oficial dopaje. Cómo Rusia crea a sus ganadores", de la televisión alemana ZDF/ARD,en el que pone al descubierto la trama sistemática de dopaje.
  • 15 diciembre: la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) pone en marcha una Comisión Independiente para investigar las denuncias sobre dopaje en Rusia.

2015

  • 23 enero: Dimite el entrenador jefe del equipo nacional de atletismo ruso, Valentín Maslákov.
  • 17 febrero: Dimite el presidente de la Federación Rusa de Atletismo (FRA), Valentín Balájnichev.
  • 3 noviembre: La justicia francesa registra la sede de la IAAF, en Mónaco, e imputa por corrupción al presidente de la organización entre 1999 y 2015, el senegalés Lamine Diack.
  • 9 noviembre: La Comisión Independiente de la AMA recomienda en un informe excluir a los atletas rusos de los Juegos de Río de Janeiro 2016.
  • 13 noviembre: El consejo directivo de la IAAF suspende a la Federación Rusa por el escándalo de dopaje, sobornos para ocultarpositivos y destrucción de muestras en el laboratorio de Moscú.
  • 23 noviembre: El ministro de Deportes ruso, Vitali Mutkó, suspende las actividades de la Agencia Antidopaje Rusa, Rusada, traslas acusaciones de no actuar contra las prácticas de dopaje.

2016

  • 14 enero: Se presenta la segunda parte del informe de la Comisión Independiente de la AMA en el que se apunta la corrupción sistemática en la IAAF, en la etapa del presidente senegalés Lamine Diack, para ocultar casos de dopaje en Rusia.
  • 17 mayo: El COI anuncia que un nuevo análisis de 454 muestras conservadas desde los Juegos de Pekín 2008, revelan 31 nuevos positivos por dopaje de deportistas de 12 países -entre ellos Rusia-.
  • 27 mayo: El COI anuncia el positivo de 23 deportistas de seispaíses en el reanálisis de las muestras de Londres 2012. Rusia admite que 8 positivos son de su país.
  • 17 junio: La IAAF decide mantener la suspensión a la Federación de Atletismo de Rusia (FAR) y sus atletas no podrán competir en Río.
  • 18 julio: Rusia promovió un sistema de dopaje en los Juegos Olímpicos de Invierno de Sochi (2014), por el que cambiaban un positivo por dopaje en negativo, bajo supervisión del Ministerio de Deportes y el Servicio Federal de Seguridad (FSB, antiguo KGB), según el informe de Richard McLaren encargado por la AMA.
  • 22 julio: el COI anuncia 45 nuevos casos de dopaje en el reanálisis de las muestras recogidas en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008 y Londres 2012, lo que eleva a 98 los nuevos casos de positivos.
  • 7 agosto: el Comité Paralímpico Internacional (CPI) excluye al equipo ruso de los Juegos de Río, por las denuncias de dopaje de Estado recogidas en el informe McLaren.
  • 9 diciembre: se difunde la segunda parte del informe McLaren, en el que denuncia la "conspiración institucional" del dopaje en Rusia y revela que más de 1.000 deportistas olímpicos rusos se vieron implicados o beneficiados para ocultar positivos (2011 y 2015).

2017

  • 1 marzo: Vladímir Putin admite fallos en los sistemas de control antidopaje en Rusia.
  • 8 noviembre: El presidente del Comité Olímpico Ruso (COR), Alexandr Zhúkov, asegura que la investigación oficial realizada por el Comité de Instrucción rechaza las acusaciones de dopaje de Estado vertidas por el informe McLaren.
  • 5 diciembre: la Ejecutiva del COI suspende con efecto inmediato al Comité Olímpico ruso por el dopaje de Sochi al no funcionar el sistema antidopaje ruso.

2018

  • 6 febrero.- La asamblea del COI respalda la decisión que tomó en diciembre la Ejecutiva del organismo de autorizar la participación en PyeongChang 2018 de solo un grupo de deportistas rusos bajo bandera olímpica.
  • 22 mayo: la FIFA cierra la investigación a tenor del informe Mclaren y no encuentra pruebas suficientes para afirmar que los jugadores para el Mundial de Rusia violaron las normas antidopaje.
  • 27 julio: el Consejo de la IAAF mantiene la suspensión a la Federación rusa.
  • 20 septiembre: la AMA rehabilita a la Agencia Antidopaje Rusa (Rusada), tres años después de suspenderle la licencia, pero le impone estrictas condiciones.

2019

  • 23 septiembre: la AMA da tres semanas a la RUSADA para que atienda a nuevas reclamaciones, cambios en las bases de datos en el Laboratorio de Moscú, que hacen dudar la autenticidad de los recabados y se sospecha posible manipulación de las pruebas.
  • 9 diciembre: La AMA porpone excluir a Rusia de las competiciones nternacionales, incluidos los Juegos Olímpicos, durante cuatro años.
  • 27 diciembre: Rusia rechaza la propuesta de sanción y anuncia la presentación de su escrito de oposición ante el TAS.

2020

  • 9 enero: La AMA confirma la presentación al TAS de la oposición de Rusia sobre la propuesta de sanción relacionada con el caso de incumplimiento de la RUSADA.
  • 3 febrero: La AMA pide al TAS que la vista para resolver la controversia se celebre en público. El tribunal desestima la petición.
  • 2 junio: El TAS aplaza la audiencia que iba a celebrar en julio a noviembre.
  • 27 octubre: El TAS confirma que la audiencia tendrá lugar, como estaba previsto, del 2 al 5 de noviembre, pese a la actual situación sanitaria, aunque con estrictas medidas de seguridad y sin público.
  • 17 diciembre: El TAS excluye a Rusia dos años de cualquier competición olímpica o mundial.

PUTIN PIERDE EL APOYO DE LOS HÉROES DEL DEPORTE RUSO: "POR FAVOR, NO MÁS GUERRA"

Rostros mundiales han dado la espalda al presidente tras su invasión de Ucrania. Desde el mundo del tenis hasta deportistas que le apoyaron con Crimea.

Jorge Martínez

La invasión rusa de Ucrania no está contando con el apoyo de los principales deportistas que hasta hace unas semanas triunfaban orgullosos en el nombre de Vladimir Putin. A pesar del rechazo que muchos de estos nombres de la élite deportiva han mostrado al ataque al país vecino, las diferentes organizaciones han borrado todo rastro de Rusia y Bielorrusia de sus competiciones. El mensaje de los representantes en disciplinas como el tenis, el hockey o el ciclismo es claro: "No a la guerra".

El ataque ruso a Ucrania comenzó la pasada de madrugada. Y uno de los primeros nombres en rebelarse contra la invasión fue Feder Smolov. Este nombre será conocido para más de un aficionado al fútbol español, pues el delantero ruso de 32 años llegó a pasar hace tres temporadas por las filas del Celta de Vigo.

Él, por medio de una publicación en Instagram, mostró su oposición a la "guerra". Lo hizo con una foto de un fondo negro, un corazón partido y, muy importante, el bloqueo de los comentarios para evitar cualquier insulto de aficionados rusos. Más teniendo en cuenta que juega en el Dinamo de Moscú. 

El fútbol, sin embargo, no es el único. Rublev, número siete del mundo en el ranking de la ATP, firmó la cámara tras una victoria con un "no a la guerra, por favor". También Khachanov, plata en los pasados Juegos Olímpicos, mostró su negativa a la invasión rusa de Ucrania. Y hasta Daniil Medvedev, sucesor de Djokovic en el número uno del ranking, ha rechazado la ofensiva de los de Vladimir Putin.

Los mensajes se han sucedido en muchos sectores, pero el hecho de que los reproduzcan deportistas de primer nivel no hace más que confirmar que Putin no cuenta con el respaldo absoluto de la ciudadanía. El ciclista Pavel Sivakov, por medio de un comunicado, habló tajante de "días difíciles por ver lo que está ocurriendo". Sivakov condenó lo sucedido y mostró su apoyo a la población ucraniana. Él incluso se encargó de recalcar que "la mayoría de rusos solo quiere la paz".

Tal es la negativa a la estrategia de Vladimir Putin que hasta nombres del hockey le han criticado. Putin, cabe recordar, se dejó ver jugando un partido sobre hielo junto al dictador bielorruso Lukashenko. Por ello, la oposición de jugadores como Artemi Panarin han mostrado su oposición.

Descripción: Alexander Ovechkin durante un partido de la NHL
Alexander Ovechkin durante un partido de la NHL Reuters

Sin embargo, el rechazo más duro de recibir por Putin ha sido el de Alexander Ovechkin. Este jugador de los Washington Capitals nunca ha ocultado su respaldo al presidente ruso. De hecho, con la guerra de Crimea mostró su absoluto respaldo a Vladimir Putin. Una postura que hoy no ha podido defender y que le han llevado a oponerse, aunque con la boca pequeña, a lo sucedido en Ucrania.

"Estoy seguro de que somos muchos los que apoyamos a Vladimir Putin. ¡Así que unámonos y mostremos a todos una Rusia unida y fuerte", decía por entonces en unas declaraciones recogidas por The Guardian. Ahora sus palabras son muy diferentes y dejan a Vladimir Putin sin la bandera del apoyo deportivo.

Los clubes resisten con Putin

La postura de los jugadores rusos de diferentes disciplinas choca con la que están tomando los clubes. Puede que por el arraigo o por simple supervivencia, las entidades deportivas están manteniendo su apoyo directo o indirecto a Vladimir Putin. Algunos están criticando sus expulsiones de las competiciones. Otros están restando importancia a la invasión de Ucrania e incluso hay quien lo ha comparado con el 1-O en Cataluña. Pero, en general, no están tomando el mismo camino que los deportistas individuales.

Mientras que numerosos jugadores de diferentes nacionalidades abandonan Rusia como forma de protesta por las acciones tomadas contra Ucrania, Putin pierde el apoyo de sus propios representantes en el mundo. Estos, además, tendrán que renunciar a su bandera y a su himno en torneos como los de tenis si quieren seguir compitiendo. El aislamiento contra los rusos para castigar su actitud ya es una estrategia generalizada en el sector del deporte.

Referencias

1. Monografico: Aproximaciónes al Deporte de la Rusia de Putin. (2022). Luis Carlos Sánchez.