·Prepara siempre un menú ligero.

·Limita el número de platos que llevas a la mesa y procura que los primeros sean ensaladas o cosas muy ligeras.

·De postre, escoge siempre fruta natural o manzanas asadas. Una bandeja de fruta tropical natural pelada (mango, piña, papaya, etc.) es un postre delicioso y bajo en calorías.

·Evita los refrescos en la mesa, la mejor opción es siempre el agua o una copa de vino (sólo una).

·No hagas más comidas de las habituales y evita echarte la siesta después, haz un esfuerzo y sal a dar un paseo.

·No dejes de desayunar para poder comer más después.

·Ten preparados caldos y purés para contrarrestar las comidas pesadas.

·No te eches nunca la siesta después de una gran comida.

·Cuando no puedas decir no a una copa de champán o vino, bébela a sorbitos pequeños y deja la mitad.

·Pela las gambas con cuchillo y tenedor, tardarás mucho y comerás menos.

·Si quieras probar varias cosas, ponte cantidades pequeñas en un plato y no lo vuelvas a llenar.

·Antes de comer, escoge una porción de pan moderada y respétala.

·No tomes en una misma comida diferentes proteínas (carne y pescado) si no quieres tener una digestión pesada.

·No prepares menús excesivos, alterna los platos fuertes con otros muy ligeros.

·No mezcles diferentes bebidas alcohólicas.

·Evita llegar a la mesa con demasiado apetito.

·Procura dar una paseo después de las comidas.

Información Completa……Te Aconsejo Veas Mi Blog: desaparecerantojos.blogspot.com/

COMPARTIR