El Experimento de la Intención

The Intention Experiment

Alberto Borges Moreno

Artículo publicado en el journal Revista de Educación Física, Volumen 30, Número 1 del año .

Resumen

Este artículo se realizó en base a la lectura del libro el experimento de la intención de Lynne Mc Taggart; es ciencia de vanguardia que desvela unos cuantos hechos de carácter muy especial, los puntos de vista sobre la energía cuántica y su relación con las investigaciones sobre la conciencia y los pensamientos humanos abren un camino al descubrimiento de nueva manera de ver el mundo e incidir sobre él con aplicaciones prácticas en campos específicos como el deporte y entrenamiento físico por ejemplo. Las ideas expuestas han sido enriquecidas con la revisión de otros materiales y mi propia experiencia laboral en relación con el trabajo que realizo en el campo del deporte y la cultura física en general. Las conclusiones indican que la conciencia puede incidir sobre la materia y sobre nuestra propia vida, la meditación y la proyección de intenciones y pensamientos positivos deberá formar parte de nuestro comportamiento para bien. Los descubrimientos aquí analizados prueban que toda la materia del universo existe en una red de conexiones e influencias no acordes con las leyes científicas como se ha impuesto hasta estos tiempos.

Abstract

This material was conducted based on the book reading Intention Experiment by Lynne McTaggart, is cutting-edge science that reveals a few facts of a very particular points of view on the quantum energy and its relationship, to research consciousness and human thoughts opens the way to the discovery of new ways of seeing the world and influence it with practical applications in specific fields such as sports and physical training for example. The ideas have been enriched with the review of other materials and my own experience in relation to the work I do in the field of sport and physical culture in general. The findings suggest that consciousness can influence the material and our own life, meditation and projection of intentions and positive thoughts should be part of our behavior. The findings discussed here prove that all matter in the universe exists in a network of connections and influence not according to scientific laws as tax until these times.

INTRODUCCIÓN:

“Nuestras definiciones del universo físico como un conjunto de objetos aislados, nuestra definición de nosotros mismos como solo otro de esos objetos, incluso nuestra comprensión más básica del tiempo y el espacio, todo ello va a tener que ser reformulado…científicos de centros académicos y de investigación de todo el mundo han demostrado la existencia de una constante transferencia de información entre los seres vivos, y que los pensamientos son simplemente una forma de energía” (Lynne Mc Taggart, 2009, pp. 286–287).                                        

El libro según explica su autora viene a completar el trabajo que ella misma inició en el 2001 con el material titulado “El Campo.” Cuando intentaba encontrar una explicación científica para la homeopatía y la curación espiritual descubrió sin querer las bases de una nueva ciencia; así comienza la redacción de esa obra y explica su autora que conoció a un grupo de científicos de vanguardia que llevaban varios años reexaminando ciertas ecuaciones que la física cuántica consideraba superfluas; en sus referencias de estudio estaba el campo cero y la continua fluctuación de energía que existe entre todas las partículas subatómicas, este es un aspecto interesante y bien resumido en unas cuantas líneas y lo más interesante es lo relacionado con el esclarecimiento desde el inicio sobre el campo cero y cito:  

“La existencia del Campo implica que toda la materia del universo está conectada en el nivel subatómico a través de una constante danza de intercambio cuántico de energía.” (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 11).

Si se leen detenidamente los primeros párrafos del libro quedan claramente establecidas las evidencias científicas que la autora y los científicos que vienen trabajando sobre este tema mencionan, entre ellos Robert Jahn, Brenda Dunne, Fritz Popp uno de  los primeros en descubrir que todos los seres vivos emiten una pequeña corriente de luz, otros como Gary Schwartz de Arizona, Marilyn Schlitz, Dean Radin, Roger Nelson del proyecto de conciencia global entre otros explican que experimentos científicos bien diseñados sugieren que la conciencia es una sustancia que está fuera de los límites de nuestro cuerpo – una energía altamente ordenada con la capacidad de cambiar la materia física-. Y según apunta la autora el poder de la mente sobre la materia parecía incluso atravesar el tiempo y el espacio. (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 12-18).

Este grupo, más otros científicos de vanguardia dedicó tiempo al estudio de las implicaciones metafísicas de Copenhague y el efecto del observador, luego si la materia es mutable y la conciencia hace que la materia se convierta en algo fijo, entonces es probable que la conciencia pueda empujar las cosas en una cierta dirección y en nuestro acto de participación como observadores en el mundo cuántico, podríamos ser no solo creadores sino también factores influyentes. Esto sugiere el texto rememorando “El campo” y en el ámbito de la definición mencionan la intención como:

“un plan deliberado para realizar una acción que llevará a un resultado deseado” (B.F. Malle et al., 2001), citado por: (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 25). 

A mi modo de ver las cosas, en este libro hay suficiente evidencia práctica y científica de que el funcionamiento de la energía, en resumidas cuentas la intención actúa y está presente siempre en este mundo, nuestras acciones y comportamientos pueden ser variados y mejorados si usamos adecuadamente esa energía positiva; con ello podemos mejorar nuestro entorno si entramos en sincronización con una buena intención, para lo cual se puede entrenar y desarrollar la capacidad de lograr transmitir influencias o mejor dicho energía activa sobre la base del uso de las técnicas de meditación, con entrega y buenas intenciones.

“las evidencias experimentales sugieren que las personas más eficaces son aquellas que han adiestrado sus mentes, al igual que los deportistas han adiestrado su cuerpo, para maximizar sus posibilidades de éxito.” (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 32).

Más delante en su redacción el texto se refiere a que uno  de los aspectos más extraños de la física cuántica es una característica llamada la no localidad que propicia el entrelazamiento cuántico, el físico danés Niels Bohr descubrió que una vez que las partículas sub-atómicas como los fotones o electrones entran en contacto, siguen influenciándose mutuamente de manera instantánea a través de cualquier distancia y para siempre a pesar de la ausencia de todos los factores por el intercambio de una fuerza o energía. A propósito se comenta en la obra, que algunos físicos actuales como Alain Aspect y sus colegas de parís, han demostrado decisivamente que la velocidad de la luz no es un límite absoluto en el mundo sub-atómico. En el experimento de este científico bien conocido disparaban los fotones a partir de un solo átomo y mostró que la medición de un fotón afectaba instantáneamente a la posición del segundo fotón, es decir los dos fotones continuaron comunicándose entre sí. Hoy día gracias a la tecnología se pueden comprobar resultados en este campo investigativo con mayores posibilidades; los experimentos de Rosenbaum y Sai Demostraron que los átomos, componentes esenciales de la materia podían ser afectados por influencias no locales y con conexiones invisibles (S.Ghosh, 2003), en el libro se menciona al científico Vedral y sus investigaciones desechadas en principio y aceptadas diplomáticamente más tarde; en uno de sus trabajos explica en exactitud lo vinculado a que la relación molecular es la base de toda la química,  la química base de toda la biología, la magia del entrelazamiento podría muy bien ser la clave misma de la vida (V. Vedral, 2003). Se hace además alusión a la obra de Thomas Durt, de la universidad de Vrije, que trata sobre entrelazamiento y sus demostraciones con fórmulas matemáticas y Los postulados del matemático inglés Paul Durac, arquitecto de la teoría del campo cuántico que mencionó que el espacio vacío no existe (Lynne Mc Taggart, 2009, pp. 48–49).

En general se reconoce en el texto que todas las partículas elementales interactúan entre sí intercambiando energía a través de las que son consideradas partículas cuánticas provisionales o virtuales. Se cree que éstas surgen de la nada, combinándose entre ellas y aniquilándose en un instante, produciendo fluctuaciones aleatorias de energía sin causa aparente. Estos movimientos de ida y vuelta, que alcanzan un estado elevado de energía extraordinariamente alto, son conocidos de manera colectiva como el campo de punto cero (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 49).

“El experimento de la intención se basa en una premisa descabellada: el pensamiento afecta a la realidad física. Una gran cantidad de investigaciones sobre la naturaleza de la conciencia, realizadas durante más de treinta años en prestigiosas instituciones científicas de todo el mundo, muestran que los pensamientos son capaces de afectar todo tipo de cosas, desde las máquinas más simples hasta los organismos vivos más complejos.” (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 20).

Según el libro el mayor y más persuasivo conjunto de pruebas lo reunieron William Braud y sus colegas, ellos demostraron que los pensamientos humanos pueden alterar la dirección en que nadan los peces, el movimiento de otros animales como los jerbos y la descomposición de las células en un laboratorio (W. G. Braund y M.J.Schlizt, 1991) citado por: (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 27).

“Braud también diseñó algunos de los primeros experimentos bien controlados acerca de la influencia mental sobre los seres humanos. En una serie de experimentos, demostró que una persona podía afectar al sistema nervioso autónomo de otra.” (M Schlizt. y W Braud., 1997), citado en: (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 27).

Desarrollo:

Los aspectos escritos sobre la física cuántica y la energía son bien comprensibles y fáciles de asumir, en mi valoración personal de los documentos revisados, los videos y entrevistas que he consultado, he llegado a la idea de que existe algo común, somos nosotros los seres humanos los responsables de tener o no una vida grata, llena de salud y alegría, la energía que tenemos a disposición hay que aprovecharla para bien, saber guiarla, utilizarla, en línea positiva, esta alegría de vivir se irradia a otros seres humanos, en este sentido, se necesita trabajar mucho, para lograr hacer llegar a otros seres humanos nuestra incidencia energética positiva, en esto juega un papel esencial el poder transmitir confianza en sus propias fuerzas a los demás y desear para otros lo mismo que se desea para nuestro bien personal limitando la manifestación del ego; en eso coinciden: (Lynne McTaggart “The Intention Experiment” by Alan Steinfeld, 2008a), (The power of thought and consciousness - Bruce Lipton, 2012), (Use Powerful Intentions-Create Your Day, 2009), (Lynne McTaggart “The Intention Experiment” by Alan Steinfeld, 2008b).

Con estos fundamentos; en el texto se reconoce que el ingrediente más importante en la creación de nuestro universo es la conciencia que lo observa y esto implica que la realidad no es algo fijo, sino algo fluido y cambiante y por lo tanto abierto a otras influencias. La idea de que la conciencia crea y probablemente incluso afecta el universo físico también cuestiona nuestra visión científica actual de la conciencia, que se desarrolló a partir de las teorías del filósofo francés del siglo XVII René Descartes que adoptó la idea de que la conciencia es generada por completo por el cerebro y está encerrada en el cráneo. (Lynne Mc Taggart, 2009, pp. 22–25). Según mi opinión esto es sensato considerar que las ciencias aplicadas fundamentan que el individuo se desarrolla en sus relaciones dinámicas con el medio y que la propia conciencia se va desarrollando debido a las aferencias que nos llegan del medio externo e interno por la vía de nuestros sentidos, las sensaciones que son muchas, están ligadas a la posibilidad de los dispositivos sensitivos y aparatos corporales que trabajan de conjunto en un gran sistema; el sistema nervioso que tiene componentes centrales y periféricos, en tanto que la propia dinámica de interrelación ofrece el desarrollo y creación de un nivel de conciencia superior y de constante desarrollo que depende de nosotros mismos y de nuestras intenciones.

La tercera parte del libro trata según la valoración hecha por (Fauver, Randy, 2009) el hecho relacionado con la aplicación práctica de la intención del quehacer humano. Mediante investigación en hipnosis, biofeedback y visualización, McTaggart describe cirugías sin anestesia, una tasa de éxito del 80% en curar el alcoholismo y la notable reducción en el tamaño de los tumores cancerosos. Ella va explicando  en particular detalle lo que se ha hecho en las áreas de la oración y distante curación, reportando resultados significativos con intenciones positivas y negativas. Más iluminada es la obra de Alfred-Fritz Popp; de la cual trata el libro, mostrando que todas las células vivientes emiten luz coherente en la forma de biofotones, proporcionando una explicación plausible para el aura humana y otros posibles medios de la comunicación intercelular. Estos resultados abren grandes y nuevas fronteras para la ciencia médica y el potencial humano y son bien relacionadas con la esfera de la neuro-ciencia. “la intención curativa genera ondas de luz –y estas se encuentran entre las ondas de luz más organizadas de la naturaleza-.” (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 72).


Figura 1. (“Luz En Las Manos, La Energía Mágica Fotos, Retratos, Imágenes y Fotografía De Archivo Libres De Derecho. Image 11545455.,” n.d.).

Al respecto y en relación con la emisión de un flujo de fotones muy débil por los seres humanos, pero en definitiva emisión de luz uno de los aspectos más interesantes que prueban la manifestación de la aurora de luz de los seres humanos fue investigado con equipos de alta tecnología por Korotkov, este científico creó una cámara con equipos de alta tecnología que detectaba la potencia de la luz o aurora emitida por los seres  humanos y luego escribió cinco libros sobre la energía humana (Korotkov., 1999). Según menciona (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 91) la experiencia de este científico ruso; se usó además para predecir las reservas psicofísicas de los deportistas que se entrenaban para los juegos Olímpicos y las probabilidades de victoria o agotamiento debido al exceso de entrenamiento lo cual me parece muy interesante en relación con el deporte, pues en el entrenamiento la recuperación rige la planificación y aplicación de las cargas físicas para el alto rendimiento deportivo, uno de los textos que se relacionan con este hecho es (P.V. Bundzen et al, 2005).  Me parece que este es uno de los elementos principales a considerar cuando se entrena a otras personas en el aspecto físico, pues el paradigma de la alternación del trabajo y el descanso para proporcionar la adaptación por medio de la recuperación es considerado seriamente en la literatura científica del deporte, ver ejemplo a continuación.


Figura 2. (Bompa & Haff, 2009, p. 52).

La ciencia reconoce que nuestros pensamientos, deseos, sentimientos, sensaciones, intenciones, se traducen en reacciones y secreciones bioquímicas que se dan a nivel celular; los neuro-transmisores son ejemplos de ello, según la ciencia fisiológica existen más de 50 neuro-transmisores  solamente a  nivel de las terminaciones de las células neuronales, que son más cien mil millones en nuestro cuerpo (Wilmore, Costill, & Kenney, 2008). En esto coincide además; (Farrell, Joyner, Caiozzo, & American College of Sports Medicine, 2012).

Los científicos hablan hoy de más de mil neuro-péptidos que incluso están presentes en otros tipos de células en nuestro cuerpo y que se manifiestan o accionan en nuestro organismo por la ley natural de la intención o energía de nuestro pensamiento. Las secreciones de las hormonas adrenalina y cortisol por estrés o miedo; ante cualquier situación de peligro o ante pensamientos negativos son bien conocidas, eso hace que se desequilibre nuestro cuerpo y por tanto perdamos energía positiva, se llenará nuestro cuerpo de influencias negativas; si estos fenómenos se hacen frecuentes resultarán peligrosos para la vida humana. 

El entrenamiento de la meditación y la idea positiva de relajación y paz interior son la base inicial de la entrada en la intención, las técnicas descritas por varios maestros son simples algunos piensan en la persona amada, otros repiten una frase, otros rezan, algunos solo se concentran en su respiración, otros en el ritmo cardíaco, hay técnicas que he leído en otros libros que se realizan a partir del silencio y la concentración en una imagen determinada puede ser en una foto o en un paisaje, yo personalmente dedico atención a mi respiración y a imaginarme frente a la playa de mi ciudad natal con el sonido de las olas rompiendo sobre el arrecife; pero la mejor manera de lograrlo y coordinarlo con la intención es la descrita por Diamond y cito lo que dice el texto:

“Diamond descubrió que el pensamiento guía al que todos nosotros podemos aferrarnos y que nos da seguridad es nuestro propósito o aspiración fundamental en la vida. El don o talento especial de cada persona que no sólo proporciona felicidad, sino también una unión con el absoluto…El pensamiento guía puede ser el faro que nos indica el camino que debemos seguir en los momentos más difíciles de la vida…Siempre que nos veamos asediados por las más oscuras intenciones, podemos protegernos aferrándonos al pensamiento de lo que hemos venido a hacer en este mundo.” (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 240).

De todos los capítulos leídos es el número 9; el que más se liga a nuestra especialidad o campo de acción laboral; en esta parte del libro se habla de Programas mentales y se refieren experiencias y resultados de investigaciones que son muy reales a mi modo de ver su contenido; de hecho he tenido experiencias con mis atletas que referiré más adelante; pero de momento prefiero escribir y comentar que ese capítulo inicia tratando sobre Muhammad Alí y como ese gran campeón peleaba los combates en su cabeza antes de ir al ring, se relatan ejemplos muy claros como verbalizaba intenciones sobre su propio ser y sobre sus contrarios, llevaba a cabo ensayos mentales sobre cada momento del combate entes de que se efectuara, visualizaba incluso el momento en que el árbitro levantaba su brazo declarándole vencedor, con eso enviaba a su cuerpo una intención ganadora y su cuerpo respondía obedeciendo las órdenes recibidas todo esto lo resume Mc Taggart cuando dice:

“Alí era un maestro de la intención. Desarrolló un conjunto de habilidades mentales que alteraron su desempeño en el ring, Antes de un combate, usaba todas las técnicas de automotivación existentes: afirmaciones, visualizaciones, ensayos mentales, auto-confirmaciones y tal vez el más poderoso epigrama de valor  personal jamás dicho: (Soy el más grande)”(Lynne Mc Taggart, 2009, p. 198).

Los ejemplos de la intención en el mundo del deporte son muchos y bien citados por el texto, se les conoce como ensayos mentales o además como práctica implícita y han sido puestos en práctica por especialistas entre ellos (A. Richardson, 1967) mencionado por: (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 200); en este contexto se comenta además que todos los entrenadores modernos ofrecen adiestramiento de algún tipo de ensayo mental y se menciona que a nivel de alta competición se usa en todos los deportes colectivos, la intención de ganar, de competir limpiamente; muy en específico se trata la intención y su uso en las altas categorías donde hay más probabilidad de usar las visualizaciones (J. Salmon et. al, 1994), luego se mencionan las investigaciones de Paivio y otras experiencias ligadas al ensayo mental; se resume en este sentido que los deportistas con más éxito dividen sus actuaciones en pequeños componentes y trabajan para mejorar determinados aspectos, algunos se centran en los momentos más difíciles de la competición y otros emplean distintas intenciones si están aprendiendo una técnica determinada o si están perfeccionándola, en la teoría del entrenamiento deportivo esto se ha mencionado como representación ideo-motora; yo personalmente lo he usado con mis atletas, la repetición mental de la acción motora ahorra energía biológica y permite menos fatiga lo cual es necesario en el aprendizaje; pues según las reglas de la pedagogía deportiva se aprende mejor cuando el organismo está más fresco, hay movimientos muy complejos en el deporte que necesitan ser divididos en partes para su enseñanza y esto coincide con los criterios de la intención mencionados en el texto. En relación con la competición ganar depende de lo específico que el atleta pueda ser a la hora de hacer su ensayo mental. Los deportistas experimentados usan imágenes muy vividas y detalladas, y ensayos de toda la actuación. (M. Denis, 1985).

Luego hay una serie de investigaciones citadas donde se miden indicadores vitales EEG; electro encefalogramas para averiguar si el cerebro distingue entre un pensamiento y una acción y constataron que el cerebro enviaba las mismas instrucciones al cuerpo, tanto si el movimiento era imaginario como si era real “El mero pensamiento es suficiente para producir las instrucciones neurales necesarias para llevar a cabo el acto físico.” (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 204). De esto se infiere que los ensayos mentales son tan importantes como la propia práctica a la hora de entrenar movimientos técnicos y desarrollar capacidades físicas en el deporte, esto queda a mí entender bien argumentado; de todas formas hay un elemento muy importante en esto “el ahorro de energía biológica”; pues se puede practicar más mentalmente y evitar el sobre-entrenamiento, se puede repetir más y crear conexiones nerviosas e incluso estimular músculos, aunque el patrón neuromuscular creado por la práctica mental puede ser más pequeño que el de la física, la literatura reconoce que las actuaciones imaginarias tienen una menor magnitud (Lynne Mc Taggart, 2009, pp. 204–205). De todas formas es algo que se logra y en el deporte un algo mínimo significa la victoria, ahí puede estar la diferencia para ganar; se puede ayudar más con este método a la recuperación y a la manifestación de la ley de sobre carga citada por la ciencia del deporte y que como ejemplo ilustro en la siguiente figura, muy común  para los especialistas de esta materia en el mundo.


Figura 3. (Bompa & Haff, 2009, p. 20)

En un estudio realizado con velocistas y que se menciona en el libro fueron seleccionados y medidos cuatro grupos; tres experimentales y uno de control, a uno de los grupos se les pidió practicar mentalmente el sprint en 40m, otro grupo debía realizar entrenamiento de potencia en una bicicleta, el tercero combinar la visualización con entrenamiento de potencia, el grupo control no hizo nada; luego de varias semanas de entrenamiento mental se hicieron dos tipos de pruebas una de velocidad en 40m y la otra de potencia en la bicicleta.

“En la prueba de ciclismo, los deportistas que presentaron mejoras fueron los que habían realizado únicamente el entrenamiento de potencia. Sin embargo en el caso del sprint, los únicos deportistas que mejoraron fueron los que habían practicado mentalmente. La visualización detallada mejoró únicamente aquella tarea específica que había sido imaginada. No sirvió para el desarrollo muscular general. El entrenamiento neuromotor era altamente específico, y afectaba tan solo a la acción visualizada.”(G. H. Van Gyn et. al., 1990), citado por: (Lynne Mc Taggart, 2009, pp. 206–207).

Entre otro orden de cosas se mencionan en el libro varios resultados de investigaciones que prueban que además de mejorar el desempeño deportivo la intención puede producir cambios fisiológicos en el organismo humano, el trabajo de Guang Yue, psicólogo deportivo de la Fundación Clínica de Cleveland, Ohio, comparó personas que se ejercitaban en el gimnasio y otro grupo que hacían una sesión de pesas virtual en su mente, los del gimnasio desarrollaron alrededor de un 30% su fuerza muscular, los otros un 15%. El doctor David Smith, del Chester College obtuvo resultados parecidos 30% los que iban al gimnasio frente a un 16%; lo que indica que el puro pensamiento puede proporcionar respuesta parecida a la de una contracción muscular según menciona en su obra (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 207).

Para terminar quiero referirme al capítulo más práctico del libro, en él se ofrecen sugerencias y ejercicios de la intención, la autora nos sugiere de inicio elegir un lugar con las condiciones adecuadas para meditar con aire limpio, luego menciona como energizarse y se indican los ejercicios de respiración concentrando la atención en los movimientos de los órganos de la respiración y diafragma, algunas ideas van a la concentración con oración, uso del mantra o sonidos repetitivos, luego para lograr la máxima intensidad y energizarse bien hay que prestar atención a todo lo que nos rodea mientras se realizan los ejercicios de respiración, se deberá incrementar la cantidad de tiempo dedicado a esto cada día de forma progresiva habrá que trabajar por desarrollar la conciencia plena en la vida cotidiana, captar con todos los sentidos lo que ocurre en nuestro derredor, durante este período se deberá estar atento a todo lo que se hace y en especial a las actividades rutinarias más ligeras. Habrá que aprender a ser compasivos, formular la intención de manera bien específica y dominar la ejecución de ensayos mentales bien definidos de lo que se desea lograr, en este sentido la persona puede visualizarse como quisiera estar, más saludable, con más energía, pleno de felicidad, con mucha abundancia de bienes; las visualizaciones dentro de la meditación, se deben hacer una vez logrado el estado de concentración y se sugiere imaginar una luz blanca llegando a los lugares corporales que se desean mejorar o energizar, esa misma luz penetrando el corazón o el cerebro; evidentemente las creencias de la persona ayudarán en estos casos y como todo en la vida si se cree fuertemente en que se lograrán los objetivos y se entrega a la energía del universo esto funciona; hay que eliminar el ego o quitarse de en medio como plantea el texto, esto significa que al llegar el momento de pedir se afirma con solides; ese poder vine del universo, la evidencia científica sugiere que la intención que pretende dominar la materia funciona mejor en los momentos de mayor actividad geomagnética de la tierra por eso es bueno elegir el momento adecuado (Lynne Mc Taggart, 2009, pp. 293–310).

CONCLUSIONES:

La revisión bibliográfica no deja dudas sobre los hechos científicos que aborda y que a mi modo de ver demuestra lo poco que sabemos los seres humanos sobre este aspecto que es tan especial; en los resultados expuestos no hay ficción, sino exactitud y coherencia, sobre hechos que han sido probados y analizados y que pueden continuarse profundizando.

La existencia del Campo implica que “toda la materia del universo está conectada en el nivel subatómico a través de una constante danza de intercambio cuántico de energía.” (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 11). En consecuencia, una vez que las partículas sub-atómicas como los fotones o electrones entran en contacto, siguen influenciándose mutuamente de manera instantánea a través de cualquier distancia y para siempre a pesar de la ausencia de todos los factores como el intercambio de una fuerza o energía, aquí entra la función del pensamiento y la energía generada por ellos para modificar e incidir sobre toda la materia.

Según he analizado; en estos tiempos de modernidad se retorna al pensamiento antiguo y se abarca el concepto de la potencia de la intención para cambiar nuestras vidas personales y cambiar el mundo para bien de la propia humanidad, estos planteamientos tienen bases científicas mostradas por un elevado número de investigaciones prácticas experimentales.

En el libro se describen diferentes maneras de lograr el bienestar físico cuando se inter-conecta el bien pensar y la fuerza mental, la intención como fenómeno natural; en este momento de desarrollo de la humanidad hay fundamentos científicos para vivir mejor, en resumidas cuentas el entrenamiento de nivel y la filosofía de vida de los seres humanos debe dirigirse en además a mejorar la mente y la conciencia de las personas, esto debe ser uno de los principios básicos de un entrenador en todas las edades y a todos los niveles.

La calma y la relajación pueden ayudar igualmente, el estar realizando actividades que agradan, eso llena el alma y la mente de ocupaciones gratas; se crea y reproducen fuerzas que se revierten en mejor salud física y mejores condiciones de vida, por tanto es conveniente aprender a desarrollar la meditación y a controlar la energía de manera positiva, con pensamientos positivos. El entrenamiento de la meditación y la idea positiva de relajación y paz interior son la base inicial de la entrada en la intención, las técnicas descritas por varios maestros son simples algunos piensan en la persona amada, otros repiten una frase, otros rezan, algunos solo se concentran en su respiración, en el ritmo cardíaco.

De todas formas lo más importante es poder definir y buscar la intención para poder dirigirla a mejorar nuestras vidas y el mundo, en este sentido la manera mejor y se explica en el texto es seguir “el pensamiento guía al que todos nosotros podemos aferrarnos y que nos da seguridad es nuestro propósito o aspiración fundamental en la vida. El don o talento especial de cada persona que no solo nos proporciona felicidad, sino también una unión con el absoluto.” (Lynne Mc Taggart, 2009, p. 240), en esto hay un punto de contacto de este libro “El experimento de la intención” con la obra “el elemento” del autor (Ken Robinson, 2009), la pasión por lo que se hace y que nos lleva a estar en nuestro elemento propicia la guía de nuestra intención fundamental o guía, para la vida, nos permite cambiar nuestra vida y el mundo con buenas y acertadas intenciones. Al nacer tenemos grandes poderes de imaginación, inteligencia, sentimientos, espiritualidad, y elevadas posibilidades físicas, muchas personas no encuentran su “elemento” porque no entienden sus propios poderes y fuerzas personales naturales, o porque no han tenido una guía adecuada y personalizada en su educación que les lleve al encuentro del mismo; a propósito:

 “El elemento es el punto de encuentro entre la pasión personal y las aptitudes personales…Cuando las personas están en su elemento están conectadas con algo fundamental de su sentido de identidad, propósitos y bienestar” (Ken Robinson, 2009, p. 21).

Referencias

1. A. Richardson. (1967). Mental practice: A review and discussion, primera parte. Research Quarterly, 38, 95–107.

2. B. Greynson. (1996). Distance healing of patient with major depression. Journal of Scientific Exploration, 10

3. B.F. Malle et al. (2001). Intentions and intentionality: Foundation of social cognition. Cambridge, MA, MIT Press.

4. Bompa, T. O., & Haff, G. (2009). Periodization: theory and methodology of training. Champaign, IL: Human Kinetics.

5. Colectivo de Autores. (2007). Diccionario Manual de la Lengua Española.

6. Colectivo de Autores. (2009). Diccionario Enciclopédico.

7. Dr Wayne Dyer. (El Poder de la Intencion. (Documental Completo en español) PARTE 1.). 2011. Retrieved from http://www.youtube.com/watch?v=blg4f-ONn1o&feature=youtube_gdata_player

8. Farrell, P. A., Joyner, M. J., Caiozzo, V. J., & American College of Sports Medicine. (2012). ACSM’s advanced exercise physiology. Philadelphia: Wolters Kluwer Health/Lippincott Williams & Wilkins.

9. Fauver, Randy. (2009). The Intention Experiment: Using Your Thoughts to Change Your Life and the World. Journal of Transpersonal Psychology, 41

10. G. H. Van Gyn et. Al. (1990). Imaginary as a method of enhancing transfer from training to performance. Journal of Sport and Exercise Science, 12, 366–375.

11. J. Salmon ET. al. (1994). The use of imagery by soccer players. Journal of Applied Sport Psychology, 6, 116–133.

12. Ken Robinson, L. A. (2009). The Element.

13. Korotkov. (1999). and 2002. Los trabajos más importantes de korotkov sobre este tema fueron: Human energy Field: Study with GDV Bioelectrography, Fair Lawn, N.J. Backbone Publishing Co., 2002; Aura and consciousness-New Stages of Scientifics Understanding, San Petersburgo, Ministerio de Cultura, unidad de publicaciones del est

14. Las Mujeres Que Se Ejecutan En Cintas De Correr Fotos, Retratos, Imágenes Y Fotografía De Archivo Libres De Derecho. Image 11522083. Retrieved April 9 (2013). from http://es. 123rf.com/photo_11522083_las-mujeres-que-se-ejecutan-en-cintas-de-correr.html

15. Luz En Las Manos. (2013). La Energía Mágica Fotos, Retratos, Imágenes Y Fotografía De Archivo Libres De Derecho. Image 11545455. Retrieved April 9, from http://es.123rf.com/photo_11545455_luz-en-las-manos-la-energia-magica.html

16. Lynne Mc Taggart. (2009). El experimento de la intención. Tercera edición. Spain. Editorial Sirio, S.A. C/Panaderos, 14 29005-Málaga Spain.

17. Lynne McTaggart “The Intention Experiment” by Alan Steinfeld. (2008). Retrieved from http://www. youtube.com/watch?v=mwfmOHMpCxE&feature=youtube_gdata_player

18. Lynne McTaggart “The Intention Experiment” by Alan Steinfeld. (2008). Retrieved from http://www. youtube.com/watch?v=mwfmOHMpCxE&feature=youtube_gdata_player

19. M Schlizt. (1995). Intentionality in healing, mapping the integration of body, mind, and spirit. Alternative Therapies in Health and Medicine, 1 5, 119–120.

20. M Schlizt. y W Braud. (1997). Distant intentionality and healing assessing the evidence. Alternative Therapies. 3 6 , 62–73.

21. M. Denis. (1985). Visual imagery and the use of mental practice in the development of motor skills. Canadian Journal of Applied Sport Sciences, 10, 4s–16s.

22. MCTAGGART, L. (2007). The intention experiment: Using your thoughts to change your life and the world. New York: New York: Simon & Schuster.

23. P.V. Bundzen et al. (2005). Psychophysiological correlates of athletic success in athletes training for the Olympics. Human Physiology, 31 3, 316–323.

24. S.Ghosh. (2003). Entangled quantun state of magnetic dipoles. Nature, 435, 4851.

25. Searle. (1983). Intentionality, An Essay in the Philosophy of Mind. Cambridge University Press. Cambridge. UK: Cambridge University Press.

26. The power of thought and consciousness - Bruce Lipton. (2012). Retrieved from http://www. youtube.com/watch?v=C1WygtgxLPc&feature=youtube_gdata_player

27. Use Powerful Intentions-Create Your Day. (2009). Retrieved from http://www. youtube.com/watch?v=3KOECmlOPiQ&feature=youtube_gdata_player

28. V. Vedral. (2003). Entanglement hits the big time. Nature, 425, 28–29.

29. W. G. Braund y M.J.Schlizt. (1991). Consciousness an interactions with remote biological systems: anomalous intentionality effects. Subtle Energies, 2 -1-, 1–27.

30. Wilmore, J. H., Costill, D. L., & Kenney, W. L. (2008). Physiology of sport and exercise. Champaign, IL: Human Kinetics.

Cita en Rev Edu Fís

Alberto Borges Moreno (2014). El Experimento de la Intención. Rev Edu Fís. 30 (1).
https://g-se.com/el-experimento-de-la-intencion-1686-sa-457cfb27240c93

COMPARTIR