¿Existen similitudes entre jugadores expertos y jugadores ganadores?.

¿Existen similitudes entre jugadores expertos y jugadores ganadores?.

En mayor medida que en muchos otros deportes, en baloncesto es común el uso de estadísticas, tanto individuales, como de equipo, para analizar en detalle la actuación de un jugador o de un conjunto. Estas estadísticas hacen visible al entrenador y a los propios jugadores; las virtudes y las deficiencias de los equipos en variadas facetas de este deporte. Esto es llevado adelante a través del Scouting.

Además permite conocer mejor a los equipos rivales, disponer de unos referentes objetivos sobre su estilo de juego, y proporciona valiosa información sobre la actuación del propio equipo. De este modo el entrenador puede conocer cuáles son los aspectos en los que su equipo necesita mejorar, para centrarse así en los entrenamientos y en aquellas situaciones de juego puntuales. (2).

En términos defensivos, se requiere que los equipos se preparen construyendo una estructura muy estable y sin duda, muy colectiva. En cuestión ofensiva, se requiere que los equipos planteen su estructura ofensiva basada en situaciones de penetración a canasta (ejemplo: penetrar para asistir) y por otro lado, que cuiden mucho la recepción del balón en posiciones interiores (ejemplo: jugar de dentro para afuera).

Como se puede interpretar, la estabilidad de este tipo de estructuras en el alto nivel requiere un tiempo de preparación muy considerable, pero compatible con el proceso de preparación deportiva de los equipos. (4) (5).

Uno de los objetivos principales mostrado por numerosos autores ha sido encontrar cuales son las estadísticas de juego que mejor diferencian la victoria de la derrota.

Se puede entender que a medida que transcurren los años y los jugadores van alcanzando una etapa de profesionalidad, consiguiendo una cierta estabilidad en su performance deportiva; se les hace más fácil poder conseguir respuestas Tecn/Tact ya que va evolucionando su entendimiento por el juego y disminuyendo su gasto energético por saber articular sus movimientos a las diferentes instancias que se le van planteando.

El jugador experimentado logra comprender con mayor facilidad que es lo que debe hacer en cada circunstancia y resuelve en relación a esto; pero estas cosas se van logrando en proporción a la cantidad de bagaje de distintas experiencias, y engramas motores que va adquiriendo el basquetbolista a lo largo de su carrera, pudiéndose relacionar con la solidez técnica y el control emocional.

A medida que transcurren los años el individuo comienza a regular su estado anímico controlando de cierta forma el “Stress Competitivo” y orientándose preferentemente hacia la tarea, en donde basaría su implicación en las oportunidades que se le presentan para el desarrollo de sus habilidades y el disfrute de otras facetas intrínsecas de la Experiencia; dejando de lado el deseo del reconocimiento y ese sentimiento del “ego” que muchas veces daña la organización grupal generando inestabilidad en las relaciones humanas. (1).

Si empezamos a analizar la dinámica de los partidos, podemos encontrar algunos factores determinantes en los resultados de los juegos, ya sumamente aceptado por la gran mayoría de autores. Entre ellos aparecen:

*Los rebotes.

*El porcentaje de aciertos en tiros de Campo.

*El porcentaje de acierto en tiros libres.

*Las pérdidas de Balón.

*Las asistencias.

*Las faltas recibidas.

*Las recuperaciones de Balón.

*Los tapones.

También se conoce que hay momentos críticos, encontrándose que los equipos ganan principalmente en el tercer y último cuarto, destacándose que hay ciertas situaciones favorables para la victoria como son los robos de balón, las interceptaciones, los rebotes defensivos y las acciones de 1x1.

En un estudio cuantitativo descriptivo, en donde se analizaron las diferencias durante los partidos entre jugadores con distinto nivel de baloncesto masculino entre los mundiales 2002 con 62 juegos y 2006 con 74 juegos; pudieron encontrarse algunas cuestiones interesantes.

Se analizaron las estadísticas tomando las variables primarias (lanzamientos, rebotes, asistencias, faltas personales y las pérdidas de Balón) y secundarias (posesión del balón y coeficiente de eficacia ofensiva).

Los resultados muestran que los jugadores más experimentados tienen un mayor Coeficiente de Eficacia Ofensiva consiguiendo más altos porcentajes desde 3 puntos posiblemente por una selección de tiro más eficiente. Los jugadores novatos no tienen este acierto en el número de lanzamientos de 3 puntos encestados, por lo tanto tienen que recurrir a situaciones de 2 puntos donde muestran un porcentaje más alto que los sénior pero una efectividad más baja en relación tiros/aciertos.

Los equipos mas expertos como se puede observar en la tabla, discriminan de los menos expertos por tener un menor número de perdidas; logrando un mayor control del balón y una superior eficiencia en la resolución del juego, con un número menor de posesiones, fundamentalmente por apostar a un juego controlado que los lleva a tener una superioridad de puntos.(3).

Tomado de García 2010.

En otro trabajo realizado durante la Eurobasket 2005 en donde se propuso identificar las estadísticas más discriminantes y contrastar las relaciones que se identifican entre las estadísticas de los partidos en los equipos vencedores y los equipos perdedores; se encontró lo siguiente:

1) Los equipos ganadores intentan y fallan menos tiros de 3 puntos, identifican cuáles son las situaciones de tiro exterior de más eficacia y buscan al máximo estas mismas situaciones.

2) El ataque de los equipos ganadores les permite desequilibrar la defensa y crear situaciones en las que el último pase conduce a un tiro de elevada probabilidad de acierto. El resultado es un aumento final del número de asistencias logrando convertir más tiros de campo y/o provocando más tiros libres (por faltas sufridas en situación de tiro).

3) Se observa una correlación fuerte en los equipos ganadores entre los tiros de 2 puntos que fallan y la capacidad de rebote ofensivo. Así que no solo fallan menos sino que también cuando lo hacen tienen la capacidad de volver a controlar el balón; pudiendo deducir a través de esto que tienen un número mayor de posesiones.

4) Entre los equipos ganadores se encuentra una correlación entre los tiros de 3 puntos encestados y la cantidad de libres convertidos, que puede ser entendida como el resultado de una gran auto-confianza de los equipos que ganan. También se puede observar que los equipos ganadores no cometen tantas faltas como los perdedores; observándose que el mayor número de faltas de los perdedores provoca que se anoten mas tiros libres.

5) Por último se identificó una relación negativa entre tiros de 3 fallados y pérdidas de balón en los perdedores que penaliza los tiros de tres puntos fallados y nos crea una idea de poca estabilidad en ofensiva. (4).

Para terminar queremos citar un trabajo realizado por Fierro en donde se tomaron los datos que proceden de las estadísticas de equipo oficiales de la NBA y de la Liga ACB de baloncesto, correspondientes a la temporada regular 1998-1999.

*Número de partidos ganados: esta variable servirá como índice de rendimiento o éxito de los equipos.

* Puntos a favor: media de puntos anotados por partido.

Puntos en contra: media de puntos recibidos por partido.

Diferencia de puntos: media de puntos anotados menos puntos recibidos.

Porcentaje de tiros de dos, porcentaje de tiros de tres y porcentaje de tiros libres.

Rebotes, Asistencias, Tapones, Robos de balón, Pérdidas, Faltas personales y Mates: media por partido.

Se pudo encontrar que aparecen muy asociados al número de victorias, tanto en la ACB como en la NBA, el porcentaje de tiro de dos y de tres, el número de faltas recibidas y de asistencias; también el número de tapones, tanto los colocados como los recibidos.

No parece tener relevancia en los aspectos del juego el porcentaje de tiros libres y las pérdidas de balón, facetas en las que los equipos ganadores no se diferencian de los equipos menos afortunados en ambas ligas. A continuación se deja un cuadro con las Correlaciones de Pearson entre el número de Victorias y las distintas variables. (2).


* significativo para p<.05; **significativo para p<.01.

Tomado de Fierro 2002

A través de la presentación de estos trabajos podemos observar que existen similitudes entre los factores determinantes de los equipos que pierden y las características de los jugadores más jóvenes.

Como conclusión final podemos hipotetizar que la experiencia en el juego puede ser un factor muy importante para poder lograr el éxito deportivo.

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS:

1) Castillo, Balaguer, Duda. (2000). Las Orientaciones de meta y los motivos de practica deportiva en los jóvenes deportistas valencianos escolarizados. Revista de Psicología del Deporte . Vol. 9, núm. 1-2, pp. 37-50.

2) Fierro, C. (2002). Variables relacionadas con el éxito deportivo en las ligas NBA y ACB de baloncesto. Revista de Psicología del Deporte, 11(2), 247-255.

3) García, Ibáñez, Parejo, Cañadas y Feu. (2010). Análisis de los campeonatos del mundo de Baloncesto Masculino (2002 y 2006) .Diferencias entre jugadores con diferentes niveles de Experiencia (Senior y Junior). Motricidad. European Journal of Human Movement. 24, 133-145.

4) Sampaio y Leite. (2006) ¿Por que ganaron o perdieron los partidos de Baloncesto los equipos que participaron en el Eurobasket 2005?. Kronos nº 9, pp. 67-73.

5) Sampaio y Janeira. (2003). Statistical analysis of basketball team performance: understanding teams wins and losses according to a different index of ball possessions. Int J Performance Anal Sport 3: 40-49.


COMPARTIR