Curación del hueso

Al producirse en el hueso una solución de continuidad (fractura), el organismo logra su reparación mediante una especie de cicatriz llamada callo óseo. Las etapas de formación del callo óseo se pueden resumir de la siguiente manera:

a) Existe un hematoma entre los cabos óseos fracturarios. La sangre coagula y se organiza sobre la base de un tejido conjuntivo originado en el periostio, conductillos óseos y endostio.

b) Después del cuarto día, ese tejido se diferencia. Aparecen las células de tipo fibrocartilaginoso, que poco después conforman una matriz conjuntiva y condral, la que gradualmente comienza a calcificarse.

c) Hacia la cuarta semana se modela la cavidad medular, hasta entonces ocupada por tejido conjuntivo de organización, y hacia el mes y medio ya adquiere su amplitud normal.

d) En la periferia existe exceso de tejido óseo nuevo, palpable en los huesos superficiales, a veces durante varios meses, hasta que en virtud del proceso de remodelación el hueso adquiere forma y tamaño normal.

En resumen para clasificar este proceso en fase y así poder entenderlo mejor ya que de entenderlo, podremos guiar la rehabilitación del mismo.

Fase 1: Hematoma y formación del coagulo (3 días).

Fase 2: (3 a 40días)

• Producción de colágeno por fibroblastos.

• Proliferación de vasos sanguíneos.

• Producción de cartílago por condorcitos.

• Formación del callo.

• Osteoblastos organizan trabeculado.

• Cristalización del callo.

Fase 3: Maduración y remodelación del callo (40 o más días).

• Producción de osteoblastos.

La Función de los osteoclastos es la comenzar a destruir todo el tejido óseo excesivo y así volver a dar la forma definitiva al callo óseo, adquiriendo la forma previa a la fractura, como analizaremos más adelante

Referencias

1. Zachazewski, James. Athletic Injuries and Rehabilitation. Saunders company. 1996.

COMPARTIR