“Curso de Prevención Primaria de las Enfermedades Cardio-Metabólicas por medio del Ejercicio Físico y el Estilo de Vida”

“Curso de Prevención Primaria de las Enfermedades Cardio-Metabólicas por medio del Ejercicio Físico y el Estilo de Vida”

Muy interesante trabajo, publicado en el Journal of Cardiopulmonary Rehabilitation & Prevention (Diciembre 2013 Volumen 33 Número 6Páginas 360 – 370), del grupo de trabajo del Servicio de Rehabilitación Cardiovascular (RHCV) de la prestigiosa Clínica Mayo de Rochester – USA, que nos muestra la utilidad de la aplicación de un modelo de RHCV, sobre pacientes en riesgo o bien portadores de Síndrome Metabólico, comparando con aquellos que no completaron o bien directamente no entraron en un Programa Cardio-Metabólico diseñado dentro del ámbito de la RHCV.

Este estudio, publicado solo hace 4 meses, justifica que Cardioactivo Capacitaciones, junto con cinco verdaderos referentes de la Prevención y Rehabilitación Cardiovascular de cuatro diferentes Provincias de la República Argentina, todos ellos actualmente Directores Médicos de muy prestigiosos Centros de Rehabilitación Cardiovascular y con el antecedente de haber sido Ex Presidentes del Comité Científico de Cardiología del Ejercicio y RHCV de la Federación Argentina de Cardiología (FAC) se unieran para brindarnos el

“Curso de Prevención Primaria de las Enfermedades Cardio-Metabólicas por medio del Ejercicio Físico y el Estilo de Vida”

que próximamente (a fines de Mayo 2014) presentaremos para todos ustedes (Prof. en Educación Física, Kinesiólogos, Fisioterapistas, Entrenadores Personales, Técnicos y Médicos de distintas especialidades).

Más información próximamente en el G-SE, los esperamos…

Prof. Dr. Alejandro M. Gómez Monroy (Especialista Consultor en Cardiología y Director de Cardioactivo Capacitaciones)

Efecto de un Programa de Terapia del Estilo de Vida, usando el modelo de Rehabilitación Cardiovascular sobre los componentes del Síndrome Metabólico.

Autores: Juan P. Rodriguez-Escudero MD, Virend K. Somers MD, PhD, Amy L. Heath BS, Randal J. Thomas MD, MSc, Ray W. Squires PhD, Ondrej Sochor MD, PhD Francisco Lopez-Jimenez MD, MSc.

Resumen:

Propuesta: Evaluar el efecto de un Modelo de Terapia de Estilo de Vida, basado en un Programa de Rehabilitación Cardiovascular (RHCV) para pacientes con Riesgo de Síndrome Metabólico (SMet)

Método: nosotros diseñamos un Programa Cardio-Metabólico (CMP) usando las facilidades y recursos de un Programa de RHCV. Comparamos los componentes del SMet de 240 pacientes clasificados como Obesos (IMC > 30 Kg/m2) o Hiperglucemia (Glucosa postprandial > 100 mg/dl); 58 pacientes de los enrolados completaron el CMP, 59 firmaron su enrolamiento, pero nunca asistieron o abandonaron precozmente (Grupo Control 1) pero igualmente se mantuvo el seguimiento de sus datos y finalmente 123 pacientes no aceptaron participar en el programa (Grupo Control 2).

Resultados: El Grupo CMP, mostró una significativa mejora a las 6 semanas en su Perímetro de Cintura, Peso Corporal, Presión Arterial Diastólica y Colesterol Total. A los 6 meses, la Glucosa post prandíal, también mejoró. En contraste, la mejora en los Grupos Control 1 y 2 fue en el mejor de los casos Modesta. Comparando los cambios a los 6 meses en el Grupo Intervención con el CMP, versus el Grupo Control 1, aquellos en el Grupo CMP tuvieron una más pronunciada caída de la pérdida de peso ( -4,5 +/- 5 kg vs – 0,14 +/- 6 kg; P < 0,001). Disminución de la presión sistólica sanguínea (-1.1 +/- 17 mm Hg vs +9.6 +/- 20 mm Hg; P = 0.004), y una disminución de la presión diastólica sanguínea de (-4.6 +/- 11 mm Hg vs +3.4 +/- 15 mm Hg; P = .002). De la misma forma, comparando el Grupo CMP versus el Grupo Control 2, el IMC bajo a (-4.5 +/- 5 kg vs -0.9 +/- 3 kg; P < .001) y la presión diastólica sanguínea bajo (-4.6 +/- 11 mm Hg vs -0.7 +/- 9 mm Hg; P = 0.02) declinando más en el Grupo intervenido con el CMP.

Conclusión: Un Programa de Intervención sobre el Estilo de Vida, usando el Sistema aplicado dentro de un Programa de Rehabilitación Cardiovascular, es efectivo para individuos que tienen o están bajo un riesgo aumentado de sufrir un Síndrome Metabólico, a pesar que se observo que el enrolamiento y la adherencia al Programa de Intervención Cardio-Metabólica fue baja.

COMPARTIR