Efectos del enfoque de atención sobre las repeticiones hasta el fallo y la excitación de la unidad motora durante la ejecución de un press de banco submáximo

Efectos del enfoque de atención sobre las repeticiones hasta el fallo y la excitación de la unidad motora durante la ejecución de un press de banco submáximo
 

Recibe más contenidos como este en tu Whatsapp de inmediato y sin perder tiempo buscando.

Recibir sugerencias

Las estrategias de enfoque de atención se refieren al uso de señales u otros estímulos para mejorar la concentración de un individuo con el propósito de mejorar el rendimiento dentro de una tarea determinada.

La señalización es una herramienta común utilizada por los profesionales de la fuerza y el acondicionamiento, los atletas y las personas con entrenamiento recreativo para mejorar el desempeño de una tarea determinada (por ejemplo, ejercicios de entrenamiento de la fuerza). Si se aplica correctamente, un entrenador puede usar varias formas de indicaciones en ambientes de entrenamiento de la fuerza y el acondicionamiento y en entornos competitivos para enseñar la técnica adecuada, corregir errores mecánicos y reducir potencialmente el riesgo de lesiones (Nadzalan 2015). Las señales pueden adoptar múltiples formas según el método de expresión (por ejemplo, enfoque de atención, demostración y palpación) o estilos de aprendizaje individualizados. Por ejemplo, las señales demostrativas, que se pueden utilizar para los novatos visuales, implican que el practicante realice un ejercicio por sí mismo, seguido por el atleta que imita el movimiento. Si bien la palpación (por ej., comunicarse a través del contacto para garantizar que se apunta a la musculatura correcta) puede ser un método favorable para las personas que se benefician de una retroalimentación más táctil y propioceptiva. Sin embargo, estas estrategias (es decir, demostrativas y de palpación) pueden ser más apropiadas para principiantes o para aquellos que aprenden por primera vez un nuevo ejercicio de entrenamiento de la fuerza. Por lo tanto, a medida que el atleta se desarrolla y comienza a dominar un movimiento dado, las señales pasarán a una estrategia más centrada en la atención (por ej., concentrarse activamente en un punto focal determinado) que incluye una estrategia auditiva (por ej., órdenes verbales) y componente visual (por ej., un punto focal) (Benz 2016).

Debido a la complejidad de ciertos ejercicios (por ejemplo, levantamientos olímpicos, sentadillas traseras, peso muerto), los deportistas suelen recibir una señal para desviar la concentración y concentrarse en un grupo muscular específico, movimiento articular u objetivo para reforzar el movimiento adecuado o aumentar la eficiencia del ejercicio. Este proceso, conocido como enfoque de atención, puede adoptar múltiples formas (es decir, interna, externa) según la señal dada (Becker 2015, Freudenheim 2010, Marchant 2011, McKay 2012). Por ejemplo, una estrategia de enfoque de atención interno (INT) dirige la atención del atleta hacia adentro, hacia un grupo de músculos o articulación específicos mientras realiza el movimiento (por ejemplo, 'use los músculos de las piernas para saltar lo más lejos posible'). Alternativamente, una estrategia de enfoque de atención externo (EXT) dirige la atención del atleta hacia un punto focal visual para servir como un 'punto extremo' (por ejemplo, 'saltar hacia el cono'). Las estrategias INT pueden ser más beneficiosas para los principiantes o cuando aprenden un nuevo movimiento con el fin de reforzar la propiocepción y la retroalimentación perceptiva (por ejemplo, sentir el músculo en funcionamiento). Aunque, a medida que el individuo adquiere el dominio de la acción en cuestión, las señales INT pueden estimularlo en exceso y hacer que el atleta piense demasiado. Por lo tanto, los atletas experimentados pueden beneficiarse más de las señales EXT que sirven sólo como recordatorios de la forma adecuada sin interferencia en el proceso de pensamiento natural (34). Las estrategias de enfoque de atención EXT también se pueden dividir en señales proximales y distales. Un foco proximal externo (EPr) utiliza un apoyo relativamente cerca del individuo (por ejemplo, el lado de la cabeza de un palo durante un swing de golf) para concentrarse en la técnica; mientras que un enfoque distal externo (ED) coloca la atención a una distancia mayor (por ejemplo, la trayectoria de vuelo de la pelota) para concentrarse en el resultado (Bell 2009).

Si bien una gran parte de la literatura ha examinado previamente los resultados del rendimiento deportivo utilizando varias estrategias de enfoque de la atención, hay menos investigación disponible en referencia a la aplicación de señales INT y EXT dentro del entrenamiento de la fuerza. Además, los estudios que han examinado el entrenamiento de la fuerza lo han hecho con variables de resultado únicas o limitadas (por ej., repeticiones hasta el fallo o excitación de la unidad motora solamente). Por lo tanto, recientemente en el International Journal of Strength and Conditioning (del Reino Unido) se publicó un estudio al respecto donde el propósito fue examinar el efecto de un método de enfoque de atención INT, EPr y ED sobre la excitación de la unidad motora y las repeticiones hasta el fallo durante el rendimiento en un press de banco submáximo. Para tal fin, Wilson S. de la Georgia Southern University (EEUU) examinó los efectos de un método de enfoque de atención interno (INT), externo proximal (EPr) y externo distal (ED) sobre la excitación de la unidad motora y las repeticiones hasta el fallo (RTF) durante la ejecución del press de banco submáximo.

Veinticinco hombres y mujeres recreativamente activos completaron una prueba de press de banco de una máxima repetición (1MR), seguida de tres días de prueba submáxima al 85% de 1MR hasta el fallo muscular. Para cada día submáximo, se le dio una estrategia específica de enfoque de atención mediante señales auditivas (es decir, INT, EPr, ED) y se le indicó al individuo que se concentrara únicamente en la señal. Se midió el reclutamiento de unidades motoras del deltoides anterior, pectoral mayor y tríceps braquial, mediante electromiografía (EMG), para cada repetición de todas las intervenciones.

Los resultados no indicaron diferencias para la excitación de la unidad motora (pecho: p = 0.59; tríceps: p = 0.50; deltoides: p = 0.17) o RTF (p = 0.89) entre las tres condiciones. La señal INT, en comparación con EPr y ED, provocó un aumento promedio de ~7-10% en la excitación de la unidad motora del pectoral mayor, a pesar de un promedio de una repetición menos. Todos los tamaños del efecto se consideraron pequeños o triviales, excepto la RTF entre INT y ED que provocó un tamaño del efecto moderado (ES = 0.55).

Estos hallazgos apoyan la literatura previa que demuestra aumentos en la excitación de la unidad motora con un enfoque de atención interno. Sin embargo, esta estrategia puede exigir más a la musculatura objetivo para completar una tarea determinada; por lo tanto, disminuye el rendimiento.

APLICACIONES PRÁCTICAS

El uso de señales para desviar el enfoque de la atención es una herramienta común utilizada por los profesionales para enseñar una nueva habilidad o mejorar el desempeño del ejercicio de un individuo. Si se incorpora correctamente, la instrucción verbal y las pautas pueden ayudar a enseñar de forma adecuada y corregir errores mecánicos, que en última instancia pueden conducir a un menor riesgo de lesiones y una mayor transferencia a la actividad diaria o al deporte. Sin embargo, el efecto del enfoque de la atención, específicamente dentro del rendimiento del press de banco y la excitación de la unidad motora, tiene hallazgos limitados. Los resultados del estudio actual no mostraron diferencias entre los grupos para la RTF, amplitud EMG, RPE o tasa de adherencia a las señales. A pesar de estos hallazgos, las condiciones EXT demostraron una disminución de ~7-10% en la excitación de la unidad motora, junto con ~1 repetición adicional, dentro del pectoral mayor versus la estrategia INT. Estos hallazgos son sorprendentes porque no se producen cambios compensatorios en la afectación muscular secundaria. Si bien es posible que sea trivial para la hipertrofia, la adición de una repetición por serie podría generar beneficios positivos para el rendimiento del entrenamiento de la fuerza como resultado de un mayor volumen con una carga relativa estandarizada. Además, según los resultados actuales, los individuos entrenados en fuerza que buscan mejorar las variables de rendimiento (por ejemplo, la RTF) pueden optar por adherirse a una estrategia de enfoque de atención externo. Si la hipertrofia es el objetivo del entrenamiento, las personas pueden beneficiarse de una señal INT, aumentando efectivamente la excitación de la unidad motora únicamente a través de la instrucción verbal sin alterar la carga externa. Sin embargo, se necesitan investigaciones futuras para identificar los efectos de las estrategias de enfoque de atención sobre las adaptaciones crónicas del entrenamiento de la fuerza antes de poder hacer recomendaciones sólidas.

 

¿Te gustó este contenido? Recibe sugerencias de más y nuevos artículos en tu Whatsapp en el acto y con solo un clic.

Recibir sugerencias