Los adultos con obesidad no reconocen que lo son

Los adultos con obesidad no reconocen que lo son

Con motivo del Día Europeo de la Obesidad, que se celebró el 20 de mayo de 2017 y que se celebrará el 16 de Mayo de 2018, la Sociedad Española para el Estudio de la Obesidad (SEEDO) se sumó al llamamiento para combatir la obesidad en Europa, cuya prevalencia se sitúa en torno al 60% de la población (es decir más de la mitad de la población tiene exceso de peso y por encima del 20% son obesos), para concienciar sobre la importancia de su prevención y para buscar soluciones para las personas que ya tienen exceso de peso. El lema fue ‘Encuentra tu solución’, y desde la SEEDO se buscó incidir en el hecho de que siempre hay una solución para el exceso de peso y que lo importante es encontrarla y aplicarla ya que si cada persona con obesidad se implicara en cambiar un mal hábito, su peso mejoraría.

Conscientes de que la obesidad se asocia a hábitos de vida menos saludables que los de la población no obesa, desde la SEEDO se llevó a cabo una encuesta sobre hábitos de vida en población adulta para conocer la percepción que ésta tiene sobre su peso. Finalizado el estudio se ha podido concluir que la percepción del estado de salud se deteriora con el exceso de peso, pero a pesar de ello las personas con obesidad NO reconocen que lo son.

"Esto demuestra que la percepción que se tiene sobre a obesidad es muy baja, y que se ve en el entorno pero no en uno mismo, por lo que es difícil impulsar medidas para paliar este problema", ha argumentado el presidente de la SEEDO, Francisco Tinahones.

Se ha podido concluir también que la obesidad es una enfermedad infraestimada. Tan sólo el 17,8% de las personas obesas que participaron en este estudio reconocieron esta enfermedad. La mayoría consideraron que tenían sobrepeso o que estaban en un peso normal. Este dato coincide con estudios realizados en otros países y es un punto crucial ya que de ello se deriva que hay que enseñar a reconocer la enfermedad como primer paso para buscar ayuda y combatirla.

LOS ADULTOS OBESOS NO RECONOCEN QUE LO SON (Pincha para ver el informe)

La población normopeso es la que menos tiempo pasa sentada fuera de sus horas de trabajo o estudio, mientras que las personas que tienen obesidad son las más sedentarias. Del estudio se desprende que más del 50% superan las dos horas diarias sentadas fuera del trabajo y una de cada cuatro pasa más de cinco horas sentada. Además, las personas obesas hacen menos actividad física moderado-intensa que las personas con peso normal o bajo. Respecto a los hábitos de alimentación, del estudio llama la atención también la tendencia al picoteo declarada por las personas obesas. Mientras que en la población normopeso picotea de forma habitual una de cada cuatro, en las personas con obesidad lo hace una de cada dos. Desde la SEEDO se recuerda que éste es un hábito que está asociado a una alimentación descontrolada con una ingesta elevada de productos densamente energéticos y dulces.

Para contribuir a la lucha contra la obesidad, la SEEDO a través de su Fundación ha decido poner en marcha un proyecto para detener y revertir la considera la epidemia del siglo XXI sumando los recursos y capacidades de todos los agentes involucrados. Nace así “Prevención de la Obesidad. Aligera tu Vida”.


Referencias web:

1.- http://www.seedo.es/images/site/notasprensa/NP_20_...

2.- http://www.seedo.es/images/site/notasprensa/NP_20_...


COMPARTIR