Readaptación funcional post cirugía de LCA. 1ra Parte.

Readaptación funcional post cirugía de LCA. 1ra Parte.

Luego de las presentaciones introductorias a lo que es la readaptación funcional, de conocer un poco la biomecánica de rodilla y los mecanismos lesionales de la misma, nos disponemos a empezar a desandar lo concerniente a las distintas progresiones, en este caso vamos a comenzar con lesiones del ligamento cruzado anterior (LCA).

No todas las lesiones de LCA son tratadas de manera quirúrgica, en este sentido, la elección del tratamiento quirúrgico se basa en la asunción de que el LCA del lesionado tiene influencias vitales para la función de la rodilla, que la deficiencia de LCA provocara cambios degenerativos en forma rápida y que la intervención quirúrgica restaurara exitosamente la función de la misma.

El momento de la intervención es discutible, en publicaciones científicas actuales existen distintas posiciones al respecto, algunas más cerca de la etapa aguda y otras que mantienen que mientras mejor llegue la rodilla a la cirugía, mejor será el post operatorio inmediato, sin importar el tiempo pre quirúrgico. Todas las posturastienen en común, el estado en que se debe encontrar la estructura antes de ser sometida. Esta debe tener el rango articular completo, poca o nula inflamación y el individuo debe tener buen control del miembro involucrado en las ejercitaciones post quirúrgicas inmediatas como en las actividades de la vida diaria.

Esto avala y justifica las medidas de intervención, desde el ámbito de la readaptación, para entablar un correcto programa prequirúrgico en búsqueda de estos requisitos lo antes posibles. En especial la disminución de la inflamación en forma rápida, ya que la inflamación crónica de la rodilla se encuentra asociada a la pérdida del rango de movimiento de la misma y a la inhibición del cuádriceps de generar fuerza.

Existen un sin número de protocolos presentados en la bibliografía sobre esta lesión. Nosotros nos basaremos en el realizado en base a nuestra experiencia.

Día 1 a 3. Objetivos: disminuir dolor e inflamación.

·Apoyo de la extremidad a tolerancia con muletas.

·Férula 24 horas.

·Mantener reposo relativo.

·Crioterapia: 20 minutos por hora.

·Técnica PRICE (protección, reposo, hielo, compresión, elevación)

Día 4 a 14. Etapa de Protección máxima

·Aplicar medidas PRICE.

·Trabajo y medios físicos en consultorio:

oCrioterapia.

oUltrasonido.

oOndas Magnéticas.

oDrenaje linfático.

oMovilidad de rotula.

oEjercicios de bombeo.




·Trabajos de fuerza:

oEn bloque de MMII: Flexión, extensión y abducción de cadera.

oTrabajos de contracción del núcleo en decúbito supino.

oEjercicios de abdominales y espinales.





Resumiendo, en el preoperatorio, nos planteamos que el lesionado llegue a la cirugía física y psicológicamente bien preparado.

En el postoperatorio, buscamos la extensión activa desde el primer momento y llegar a la flexión de 90° en no más de 3 semanas. En cuanto a la fuerza, trabajamos la musculatura de zona media y empezamos con trabajos en bloque de la articulación de la cadera para ir estimulando los distintos grupos musculares.

El uso de medios físicos los nombramos a manera de título ya que no es la temática a desarrollar, solo están presentes para que aquellos que no son fisioterapeutas sepan tras hacer que, llega el lesionado a nosotros.


COMPARTIR