Una vida dedicada a las carreras: Jack Daniels

Desde el IEWG presentamos la traducción de una publicación de Runners World donde, el reconocido competidor olímpico, entrenador y científico Jack Daniels, reflexiona sobre los 60 años dedicados a este deporte.


Por Erin Strout

De una u otra manera, los corredores serios de la actualidad cumplen los principios de entrenamiento arraigados en las investigaciones y filosofía de Jack Daniels descriptos en su famoso libro, Daniel´s Running Formula. Daniels quien cumple 82 años en abril y es el entrenador principal de los equipos masculino y femenino de cross country de la Universidad Wells en Aurora, Nueva York, nos deja una reflexión sobre lo que aprendió desde que comenzó a correr hace 60 años.

En 1955 en el Ejército, en Corea, me anoté y logré una buena marca en un triatlón militar que consistía en tiro al blanco, nadar y correr. Esta fue la primera carrera de mi vida y era bastante lento. Salí primero en el tiro al blanco y en natación pero último en la carrera.

Fui a San Antonio a entrenar para un pentatlón moderno que incluía montar a caballo, esgrima, tiro al blanco, natación y carreras. Durante esos seis años, obtuve dos medallas olímpicas y una medalla en el campeonato mundial.

Siempre quise aprender a correr mejor, por ello estudié un año en una escuela deportiva en Estocolmo e hice mi Ph.D. sobre running. En la Universidad de Wisconsin, y mientras estaba Suecia, me encontré con dos de los mejores fisiólogos del ejercicio del mundo de quienes aprendí sobre las metodologías de entrenamiento; Per-Olof Astrand y Bruno Balke.

Con uno de mis corredores de la universidad, Jimmy Gilbert, que era un excelente especialista en matemática y física, propusimos las tablas de VDOT que estoy convencido son la mejor medición de rendimiento que tenemos. Con el tiempo cada vez me convenzo más de los beneficios de las tablas de VDOT para determinar las intensidades de entrenamiento.

El primer año que trabajé como entrenador, tuve un verdadero éxito, creo que se debió a que aprendí a entrenar demasiado duro para el pentatlón. Esto me enseñó a ser un entrenador relativamente de "poco estrés".

A menudo mis atletas me preguntan si por favor podían entrenar más duro. Yo contesto, "Su entrenamiento se basa en cuan rápido puede corres en competición, por lo que si usted quiere entrenar más duro, me tiene que demostrar que está listo para correr más rápidamente en competición."

Yo todavía hago las mismas cosas que siempre he hecho: Intento imponer la menor carga que permita obtener el beneficio máximo.

He aprendido la importancia que tienen la nutrición y el descanso. El descanso es parte del entrenamiento; no significa evitar el entrenamiento.

Mi tesis de Ph.D. incluyó a 26 corredores de fondo de élite de los años sesenta, y volví a evaluarlos nuevamente en 1993 y en 2013. Cuando se les preguntó que era diferente, respondieron que podían ver dos avances, habían podido hacer dinero con el deporte y una mejor ciencia.

Mis experiencias más memorables no estuvieron relacionadas con el rendimiento. Una niña sueca de 10 años escogió algunas flores para darme cuando gané una competencia en el norte de Suecia. La esposa de Igor Novikov, un triple campeón mundial en el pentatlón moderno, me envió una muñeca rusa (matrioska) porque Igor le había contado sobre nuestra amistad. No hay nada mejor que estos regalos. Mucho mejor que una medalla olímpica, para mi.

Tuve cuatro hombres que corrieron maratones en 2:09, 2:09, 2:10 y 2:12. Tuve maratonistas mujeres de 2:24 y 2:26 y varios atletas que participaron en los Juegos olímpicos. Una de las más memorables fue Magdalena Boulet, porque hemos trabajado juntos durante mucho tiempo y ella sigue teniendo un buen desempeño.

Los mejores regalos que recibí en la vida son mi esposa, Nancy y nuestras dos hijas, Sarah y Audra. Además tuve un hermano, funcionario de la CIA que fue condecorado durante Vietnam y murió a los 40 años. Él logró más en su corta vida de lo que yo puedo imaginar. Hago lo que hago por ellos. Y porque amo hacer lo que hago.

Todavía corro, pero no demasiado; aproximadamente 2 millas.

Consejos para el Corredor Universitario

Todos somos diferentes y progresamos a velocidades diferentes, por lo que no se frustre si un compañero de equipo progresa más rápidamente. Usted hará mejores progresos en el futuro.

Para el Corredor de Élite

Comprenda que la capacidad solo se pierde al envejecer, por lo tanto no se altere si las cosas no van realmente bien todo el tiempo, aproveche lo que usted tiene para sacar ventaja.

Para el entrenador

Tenga siempre la capacidad de contestar esta simple pregunta: ¿Cuál es el propósito del entrenamiento?.

COMPARTIR