Entrenamiento aeróbico Continuo versus Intervalado de alta intensidad en rehabilitación cardiovascular.

Entrenamiento aeróbico Continuo versus Intervalado de alta intensidad en rehabilitación cardiovascular.
 

Recibe más contenidos como este en tu Whatsapp de inmediato y sin perder tiempo buscando.

Recibir sugerencias

En los últimos años, la comunidad científica ha tratado de evidenciar la seguridad y beneficios de los programas aeróbicos de alta intensidad sobre los métodos tradicionalmente utilizados en el área de la salud.

Dentro de métodos más utilizados en los programas de rehabilitación, para el desarrollo de la capacidad cardiorespiratoria, podríamos mencionar: el Continuo, Fraccionado, Fartlek como los más empleados a la hora programar un entrenamiento de tipo aeróbico. Por lo cual, hace por lo menos 10 años atrás pocos eran los profesionales que se cuestionaban la posibilidad de utilizar un método que demandara una mayor intensidad, sumado a ello, que todas las evidencias científicas que demostraran beneficios en esta población a través del ejercicio aeróbico fue utilizando el método continuo de baja a moderada intensidad.

Esta situación, fue cambiando a partir de fines de la década del ’90 en donde se empezaron a utilizar programas de ejercicios con el método intervalado de alta intensidad, en algunas patologías, pudiendo demostrar en primer lugar su seguridad, aspecto no menos importante en los programas de ejercicio y salud, y luego sus beneficios, que en la mayoría de los casos superaba los obtenidos por los métodos empleados tradicionalmente.

Los beneficios evidenciados científicamente son varios: aumento del consumo de oxígeno pico, aumento del umbral ventilatorio, mejora en la calidad de vida, mayor adherencia a los programas de rehabilitación, menores valores de frecuencia cardíaca en ejercicios submáximos, disminución de signos y síntomas de la enfermedad, entre otros. Es sabido que uno de los principales objetivos de los programas de rehabilitación cardiovascular es aumentar el consumo de oxígeno, ya que existe una estrecha relación con la disminución de la morbi-mortalidad cardiovascular.

Un meta-análisis, recientemente publicado por Elliott et al, 2015 tomaron, luego de realizar una búsqueda por los principales revistas científicas digitalizadas que compararan los beneficios del entrenamiento high interval trainig (HIT) vs continuous en pacientes coronarios, 6 trabajos que involucraban a un total de 229 pacientes. Analizando cada uno de ellos, concluyeron que el grupo HIT obtuvo valores estadísticamente más altos en: Consumo de oxígeno pico y umbral ventilatorio en relación al grupo que se entreno con el método continuo, no así en presión arterial sistólica. Este estudio al igual que todos los que tratan el mismo tema en esta área finaliza diciendo que deben realizarse más estudio que puedan fundamentar aun más la aplicación de este método.

A modo de cierre, todo aquel profesional que se encuentre frente a un grupo con estas características, debería ser muy cauteloso a la hora de programar el ejercicio, ya que la respuesta fisiológica de esta población es sumamente diferente a la población “sana” como así también a su par con su misma patología, poniendo como ejemplo: dos personas con enfermedad coronaria pero que uno de ellos posee una capacidad funcional de 5 Mets con isquemia miocárdica con una Fey de 35% y el otro ha alcanzado 10 Mets en su ergometría sin anormalidades en su ECG y una Fey de 55%. Si bien la patología es la misma, su cuadro clínico y pronostico son totalmente distintos, por lo cual la programación del ejercicio también lo debe ser.

Bibliografía a consultar: HeartLung Circ. 2015 Feb;24(2):149-57. doi: 10.1016/j.hlc.2014.09.001. Epub 2014 Sep 16

 

¿Te gustó este contenido? Recibe sugerencias de más y nuevos artículos en tu Whatsapp en el acto y con solo un clic.

Recibir sugerencias