Entrenamiento Resistido en el Rugby. Parte 2. Trineo

Entrenamiento Resistido en el Rugby. Parte 2. Trineo

Lic. Gastón C. García

En nuestra primera entrega referida al ENTRENAMIENTO RESISTIDO , mostramos la importancia de trabajar con este tipo dispositivo (trineo), y los beneficios que se pueden obtener post-entrenamiento.


Zafeiridis, demostró que 8 semanas de entrenamiento, utilizando el trineo, los sujetos obtenían mejoras solamente en la fase de carrera de los primeros 10 metros. Esto sin lugar a dudas es un dato muy importante en el rugby, ya que los espacios que se utilizan para atacar o defender son muy reducidos.

Sin embargo el trabajo por si solo de Zafeiridis (el cual es brillante), no nos responde a todas nuestras inquietudes.

¿Los mejoras obtenidas en estudiantes, son las mismas en jugadores de rugby?

¿Se pueden obtener mayores mejoras si combinamos ambos métodos; sprint + trineo?

Para esto nos remitiremos al Trabajo de West que amablemente nos facilitó debido a que esta
en prensa (2013 - sin publicar).


El autor utilizó 20 jugadores de rugby de la liga inglesa.

En la figura 1, se muestran las características de la muestra empleada.

FIGURA 1

Entrenaron 6 semanas, con una frecuencia de 2 veces por semana.

Los grupos fueron divididos en dos


Grupo 1: entreno combinado, sprint y trineo.

Grupo 2: entreno solamente con sprint.


ENTRENAMIENTO

Grupo 1:

Trineo: 1 serie x 3 rep x 20 metros (2’ micro - 8’ macro pausa)

Sprint: 2 series x 3 rep x 20 metros (2’ micro – 4’ macro)

Grupo 2:

Sprint: 1 serie x 3 rep x 20 metros (2’ micro – 8’ macro)

Sprint: 2 series x 3 rep x 20 metros (2’ micro – 4’ macro)


En la figura 2 se pueden observar las mejoras en ambos grupos, durante la fase de los primero 10 metros, en el test de 30 metros.

FIGURA 2

Como se observa en la figura 2, se obtuvieron mayores mejoras en el grupo que combino el trineo y el sprint.

A modo de concluir esta segunda parte, podemos decir, que este dispositivo es muy útil, especialmente si queremos obtener mejoras durante la fase de aceleración en los primeros 10 metros, tanto en personas entrenadas (rugbier) como en sujetos regularmente activos.


Sin embargo, el trabajo de West obtuvo mejoras inferiores con respecto al trabajo de Zafeiridis. Probablemente esto se deba, a que el trabajo tuvo un menor volumen de entrenamiento.

Duro menos semanas, y la frecuencia de trabajo fue inferior (ver figura 3).

FIGURA 3


Como se puede observar, existe una diferencia de 4500 metros aproximadamente entre ambos trabajos.


Seguramente, luego de haber leído ambos blog (parte 1 y parte 2), como entrenador, nos plantemos nuevas preguntas (que es la idea).

¿Qué pasa si combinamos dentro del entrenamiento de velocidad con trineos, un trabajo de sobrecarga con pesas y saltabilidad, que se parece mas a la realidad deportiva?

¿En que periodo podemos utilizar este dispositivo, o si solamente los utilizamos en un momento determinado dentro de la planificación deportiva?

y otras tantas preguntas mas, que las seguiremos abordando en nuestros blogs posteriores.

Blog Trineo Parte 1

Saludos.

COMPARTIR