Grelina

Es una hormona peptídica de 28 aminoácidos liberada principalmente por las células de la pared del estómago, aunque también se expresa en el hipotálamo. Tiene un efecto orexigénico, es decir, aumenta el apetito. La administración central de esta hormona incrementa la expresión hipotalámica del neuropéptido Y (NPY), y la administración periférica induce un aumento progresivo del peso corporal por inhibición de la lipólisis, por lo que también podría intervenir en la regulación a largo plazo de la ingesta. Es por lo anterior que se le conoce como la “hormona del hambre”.

El receptor de grelina es un receptor de siete hélices transmembranales (7TM) involucrado en una gran variedad de funciones fisiológicas que incluyen la secreción de hormona del crecimiento, incremento de la ingesta de alimentos y la acumulación de grasa, así como también la modulación de funciones cognitivas y de recompensa. Debido a su importante rol en el metabolismo y gasto energético, el receptor de grelina se ha convertio en un importante objetivo terapéutico para el diseño de drogas y el desarrollo de compuestos anti-obesidad. A pesar de lo anterior, ninguno de éstos compuestos ha sido aprobado para el uso comercial.

[1] Sivertsen B, Holliday N, Madsen AN & Holst B. (2013). Functionally biased signalling properties of 7TM receptors – opportunities for drug development for the ghrelin receptor. British Journal of Pharmacology, Volume 170, Issue 7; 1349–1362

[2] Sistema Nervioso y Nutrientes. Máster Internacional en Nutrición y Dietética [Contenidos], Universidad Internacional Iberoamericana.

COMPARTIR