Influencia del índice de masa corporal y el sexo en los cambios regionales de grasa en una intervención de pérdida de peso.

Influencia del índice de masa corporal y el sexo en los cambios regionales de grasa en una intervención de pérdida de peso.

Siempre nos hemos preguntado si los hombres y las mujeres pueden perder peso de una manera diferente. En este estudio de Benito, P. J., y colaboradores (2017) del grupo de investigación del Laboratorio de Fisiología del esfuerzo, compararon los cambios en las diferentes regiones anatómicas después de un programa de pérdida de peso controlado.

Se ha comprobado como una pérdida de peso del 10% conduce a una mejora significativa de la resistencia a la insulina, probablemente atribuible tanto a la pérdida de masa grasa en el tronco como al aumento de la relación pierna/masa grasa en las piernas. En un programa de pérdida de peso, normalmente la grasa visceral disminuye significativamente más que la grasa subcutánea con el ejercicio físico y la dieta. Pero no está claro si la movilización y distribución de tejido adiposo total en diferentes regiones, está influenciada por el sexo durante los programas de pérdida de peso.

En este estudio se contó con un total de 180 sujetos (48 mujeres con sobrepeso, 36 hombres con sobrepeso, 48 mujeres con obesidad y 48 hombres con obesidad). Todas las personas fueron reclutadas para participar en un programa de pérdida de peso de 22 semanas (dieta +ejercicio).

Puedes ver la metodología del estudio en el artículo que mostramos a continuación:

Zapico, A. G., Benito, P. J., González-Gross, M., Peinado, A. B., Morencos, E., Romero, B., ... & Bermejo, M. (2012). Nutrition and physical activity programs for obesity treatment (PRONAF study): methodological approach of the project. BMC Public Health, 12(1), 1100.

En los resultados obtenidos del estudio no hubo una triple interacción (IMC, sexo y región anatómica) con respecto al porcentaje de cambio en el peso corporal, pero hubo interacción entre el IMC y la región anatómica y entre sexo y región anatómica. En el estudio se muestra que la pérdida de grasa ocurre de manera diferente en hombres y mujeres. Mientras que la pérdida de masa en el tronco es un 9,2% mayor para los hombres que para las mujeres, las mujeres experimentan un 10% más de pérdida en las piernas que los hombres.

Las regiones androide y ginoide no respondieron de manera similar a los cambios esperados, aunque los resultados son consistentes con una mayor pérdida en los hombres en la región androide y en las mujeres en el área ginecológica.

Por lo general, los brazos y las piernas son las regiones que pierden más peso en los participantes con obesidad, pero los hombres pierden el mayor porcentaje de masa en el tronco. Además, se encontraron diferencias entre hombres y mujeres en las zonas de masa del tronco izquierdo (750 g), masa del tronco derecho (700 g), masa total del tronco (1400 g) y masa andoride (350g), y finalmente en la masa total en participantes con sobrepeso (1300g), con valores más altos para hombres que para mujeres. La región que pierde más peso y grasa es el tronco, seguido de las piernas, y luego los brazos, cuando se observa la pérdida en función del peso total o de la grasa perdida. Sin duda el tronco es la región más activa desde el punto de vista del cambio de grasa. Esto puede estar relacionado con la gran cantidad de grasa acumulada, visceral o subcutánea. Además, la región del tronco es la más activa metabólicamente.

Lo que si que se ha comprobado es que los individuos con mayor grasa corporal inicial tienen una mayor proporción de cambio de peso. Hansen y colaboradores ya mostraron que los participantes con un IMC más alto perdieron más peso después de una intervención en comparación con aquellos con un IMC más bajo, como ocurrió en este estudio.

Finalmente como conclusión, los autores mostraron que tanto el IMC como el sexo ejercen una influencia definitiva en la pérdida de grasa, especialmente en algunas regiones anatómicas.

Referencia:

Benito, P. J., Cupeiro, R., Peinado, A. B., Rojo, M. A., Maffulli, N., & PRONAF Study Group. (2017). Influence of previous body mass index and sex on regional fat changes in a weight loss intervention. The Physician and sportsmedicine, 45(4), 450-457.

Referencias que aparecen en el texto y que son interesantes:

Aasen, G., Fagertun, H., & Halse, J. (2010). Effect of loss of regional fat assessed by DXA on insulin resistance and dyslipidaemia in obese men. Scandinavian journal of clinical and laboratory investigation, 70(8), 547-553.

Hall, K. D. (2007). Body fat and fat-free mass inter-relationships: Forbes's theory revisited. British journal of nutrition, 97(6), 1059-1063.

Hansen, D. L., Astrup, A., Toubro, S., Finer, N., Kopelman, P., Hilsted, J., ... & Goulder, M. (2001). Predictors of weight loss and maintenance during 2 years of treatment by sibutramine in obesity. Results from the European multi-centre STORM trial. International journal of obesity, 25(4), 496.

COMPARTIR