Remo al cuello, ¿Agarre ancho o agarre estrecho?

Remo al cuello,  ¿Agarre ancho o agarre estrecho?

Como continuación de la entrada en el blog de este mes, sobre la actividad eléctrica que produce un determinado ejercicio (o un determinado agarre), nos vamos a centrar en un estudio de apenas cuatro meses (Junio de 2013) del equipo de trabajo de McAllister, M.J.

Estos autores han evaluado mediante electromiografía los distintos agarres a lo que se puede ver sometido un ejercicio en concreto, “upright row”, es decir, remo al cuello. Este es un ejercicio que normalmente suele prescribirse para el trabajo de trapecios, o espalda alta y para el trabajo de deltoides.



Lo que si está claro es que este ejercicio tiene una alta actividad eléctrica, para el desarrollo muscular, por lo que es muy válido su introducción en un programa de desarrollo muscular que busque el incremento de estas zonas, tal y como lo atestigua el estudio de Boeckh-Behrens, W.U. y Buskies, W. (2005). Aunque este estudio realizó las pruebas electro miográficas con un agarre muy cerrado (incluso por debajo del 50% del ancho biacromial) tal y como podemos observar las fotos que nos ofrecen.

Este nuevo estudio, evalúo a 16 hombres con nivel de entrenamiento, que realizaron 2 repeticiones cada uno en tres posiciones distintas de agarre, al 50%, al 100 % y al 200% del ancho biacromial, la carga era del 85% de la RM, obviamente la misma para todos los agarres.



* Se define el ancho biacromial a la distancia que hay entre dos puntos anatómicos concretos. “Apófisis del omoplato de forma triangular que se articula con un extremo de la clavícula”

La actividad mediante electrodos se midieron en:

-Deltoides anterior, lateral y posterior.

-Trapecio Superior y trapecio medial.

-Bíceps braquial.

La actividad se midió tanto en acciones concéntricas como excéntricas.

¡¡¡Y sorpresa!!!, se consiguió más actividad eléctrica en los agarres anchos, tanto para trapecio, como para deltoides. Por lo que estos autores, recomiendan utilizar agarres anchos si se quiere maximizar la participación de estos grupos musculares. Muy al contrario a la creencia popular, realizar el remo al cuello a una distancia de manos de un par de puños. Por lo que puede ser muy recomendable el trabajo de este ejercicio con agarres que oscilen entre el 100 y el 200% del ancho biacromial.



Nuevamente observamos como lo que se “dice”, lo que se “hace”, y lo que se “prescribe”, habitualmente, muchas veces no es la mejor opción para hacer un entrenamiento más eficiente.

Nuevamente la ciencia nos saca de dudas y nos ofrece la posibilidad primero de utilizar nuevas estrategias de entreno (aunque sea un simple cambio de agarre) y nos deja la puerta abierta para continuar realizando estudios en esta línea que nos corroboren (o no), estas nuevas perspectivas de entrenamiento.


Bibliografía

1.- McAllister, M.J., Schilling, B.K., Hammond, K.G., Weiss, L.W., Farney, T.M (2013). Effect of grip width on electromyographic activity during the upright row. Exercise Neuromechanics Laboratory, University of Memphis, Memphis, TN, USA. J Strength Cond Res. Jan;27(1):181-7.

2.- Boeckh-Behrens WU y Buskies W. Entrenamiento de la Fuerza (2005). Editorial Paidotribo. ISBN: 84-8019-793-5.

COMPARTIR